El nuevo ‘Sálvame’ desvela el secreto de Belén Rodríguez: “Se puso el de una niña”

La información la ha destapado María Patiño durante una de las pausas del programa, mientras seguía la emisión en Twitch y YouTube
En imágenes de archivo María Patiño y Belén Rodríguez
photo_camera En imágenes de archivo María Patiño y Belén Rodríguez

Según recoge BluperNi que fuéramos Shhh, el nuevo Sálvame que se emite en TEN, comenzó sus emisiones en Twitch y YouTube, donde no hay pausas para la publicidad. A pesar de su salto a la televisión lineal, el programa continúa dando señal por estas plataformas de streaming, y allí, cuando llegan los anuncios a TEN, el programa sigue con otro tono y contenido.

Normalmente, en esas pausas, César Toral, Escaleto, llega al centro del plató, y lanza a algún colaborador preguntas de los espectadores. A eso de las siete de la tarde, César estaba hablando con Lydia Lozano, y trasladando cuestiones como qué bronceador usa. Y le leyó un comentario en el que le decían que era una “milf”, anglicismo cuyas siglas quiere decir que es una madre con la que tendría relaciones íntimas. “¿Milk?”, preguntaba Lydia. “Que estás muy buena para la edad que tienes”, le aclaraba Patiño, sintetizando.

Lydia: tengo 60, pero mi chochito tiene 23. ¡Mi chochito tiene 23!”, exclamaba con humor Lozano, leyendo los comentarios que la gente le ponía. “Oye, pues está como el de Leticia Sabater, que se lo operó”, añadía la periodista canaria, que se ha reincorporado hoy al formato tras una baja por cuestiones médicas. “Ahora hay que operarse. Bueno, no hay que operarse”, apuntaba María Patiño.

Así, en Ni que fuéramos Shhh estaban recordando la reconstrucción de himen de Leticia Sabater, de la que habló recientemente en El Hormiguero“Yo conozco… Belén Rodríguez se operó la vagina”, deslizaba entonces María Patiño. Y Kiko Hernández lo confirmaba: “Belén Rodríguez se operó el chocho”.

“¿Belén?”, preguntaba con incredulidad Lydia Lozano. “Se lo puso de una niña”, añadía María Patiño, dando más detalles de cómo fue aquella intervención. Ante esta afirmación, Kiko quiso aclarar que “no se puso el de una niña, no se lo trasplantó”. “Es el suyo”, corregía entonces Patiño, mientras todos se reían. “A lo mejor si es de una niña muerta”, bromeaba Matamoros por su parte.

Operaciones íntimas

Los colaboradores y la presentadora entonces hablaron de operaciones de reconstrucción del himen y las operaciones de rejuvenecimiento vaginal, en las que se cortan los labios. “Yo tengo una amiga que los dejó en la nevera”, aseguraba Lydia Lozano. “¿Los labios?”, le preguntaban. “Sí”, confirmaba la periodista palmera.

María Patiño, además, habló de cómo el himen “se cose”, y que entonces está “recién nuevo”. “Y hay gente que se lo agranda”, añadía Lozano, lo que provocó que sus compañeros le preguntasen por cómo de dotado estaba su marido. Algo a lo que ella no quiso entrar.

Comentarios