Murcia, las islas y Madrid, los territorios que más han crecido en el período democrático

Mientras que el norte peninsular, sobre todo Asturias y en menor medida País Vasco, es el que ha registrado un menor crecimiento
El Estado de las autonomías no esta en peligro pero "requiere pasar la ITV"
photo_camera Murcia, las islas y Madrid, los territorios que más han crecido en el período democrático

Murcia, Baleares, Madrid y Canarias son las comunidades donde la economía ha crecido más desde la aprobación de la Constitución en 1978, mientras que el norte peninsular, sobre todo Asturias y en menor medida País Vasco, es el que ha registrado un menor crecimiento.

Las series largas de agregados económicos y demográficos de las regiones españolas durante las últimas décadas, actualizadas esta semana por Fedea con los datos de 2022, sitúan a estos territorios en los primeros y últimos puestos en cuanto a aumento del PIB, el empleo y los salarios durante el período democrático.

Cuarenta y cuatro años -entre 1978 y 2022- de Estado de las autonomías en los que la economía madrileña ha superado a la catalana y se ha distanciado más de la andaluza, la valenciana y la vasca.

La lista de las comunidades donde el PIB ha crecido más entre 1978 y 2022 la encabeza Murcia, con un 230,2 %, seguida de Madrid (224,4 %), La Rioja (215,0 %), Baleares (203,3 %), Navarra (192,0 %), Canarias (187,0 %) y la Comunidad Valenciana (179,0 %).

En cambio, la que menos ha avanzado en esos 44 años ha sido Asturias, un 69,3 %, 3,3 veces menos que Murcia, por detrás de otras comunidades del norte peninsular como Cantabria (110,5 %), Castilla y León (122,6 %), País Vasco (123,3 %), Galicia (142,2 %) y Aragón (155,8 %).

En posiciones más cercanas a la media, aunque por debajo, se sitúan Extremadura (171,1 %), Cataluña (169,0 %) y Castilla-La Mancha (161,3 %).

En 1978 Cataluña estaba a la cabeza con un 19,2 % del PIB total de España, por delante de Madrid (16,7 %), Andalucía (12,9 %), la Comunidad Valenciana (9,2 %) y País Vasco (7,3 %), pero en 2022 Madrid ocupaba el primer puesto, con un 19,9 %, superando a Cataluña (19,00 %) y alejándose de Andalucía (13,2 %), la Comunidad Valenciana (9,4 %) y País Vasco (6,0 %).

Paralelo al crecimiento de la economía, el número de puestos de trabajo asalariados ha aumentado en España desde 1978 en un 77,3 %, pero también en este ámbito con grandes diferencias entre territorios.

Al frente de este incremento están los dos archipiélagos, Baleares con un 130,7 % más de empleos y Canarias con un 122,4 %, seguidos de Madrid (116,5 % más) y Murcia (112,5 %).

A continuación aparecen Navarra (86,5 % más) y La Rioja (78,0 %), también por encima de la media, y ya por debajo la Comunidad Valenciana (75,2 %), Cataluña (75,1 %), Andalucía (73,0 %) y Aragón (70,8 %).

De nuevo ha sido Asturias la comunidad en la que menos ha crecido en esos 44 años el empleo asalariado, un 23,4 %, casi 5,6 veces menos que en Baleares, por debajo de País Vasco (42,5 %), Extremadura (46,9 %), Castilla y León (48,5 %) y Galicia (54,8 %).

Como en relación al PIB, en 1978 Cataluña estaba a la cabeza del empleo, con 1.876.000 asalariados, el 18,4 % del total, seguida de Madrid (1.553.000, el 15,2 %), Andalucía (1.542.000, el 15,1 %) y la Comunidad Valenciana (1.023.000, el 10 %).

Y de la misma manera, en 2022 Madrid había adelantado hasta el primer puesto, con 3.362.000 empleados, el 18,6 % del total, ligeramente por encima de Cataluña (3.286.000, el 18,2 %) y a más distancia de Andalucía (2.668.000, 14,8 %) y la Comunidad Valenciana (1.791.000, 9,9 %).

Fijándose en la remuneración del conjunto de los asalariados (en cifras anuales brutas que incluyen también las cotizaciones sociales pagadas por el empleador), se ha multiplicado por 17 en toda España, una cifra ya de por sí importante que ha llegado a 22 en Murcia y se ha quedado en 10 en Asturias.

Además de en Murcia, los mayores incrementos en la remuneración de los asalariados en ese período se han dado en Baleares, que ha multiplicado por 21 la cifra de asalariados, Madrid (por 20) y Canarias (por 19).

Por 18 se ha multiplicado el total de los salarios de los empleados desde 1978 en la Comunidad Valenciana, Navarra y Andalucía, por 17 -igual que la media- en Castilla-La Mancha, Extremadura y La Rioja, por 16 en Cataluña y Aragón, por 15 en Galicia y Cantabria, por 14 en Castilla y León y por 13 en País Vasco.

Una vez más, también en este apartado Cataluña ha cedido el primer puesto en estos años a Madrid.

El año en que los españoles aprobaron la Constitución, el conjunto de los salarios en Cataluña ascendió al equivalente en pesetas a 7.667 millones de euros, el 20,3 % de todo el Estado, mientras que en Madrid fueron 6.925 millones (18,4 %); en Andalucía 4.805 (12,8 %); en la Comunidad Valenciana 3.204 millones (8,5 %); y en País Vasco 2.804 millones (7,4 %).

Sin embargo, en 2022 el total de los salarios alcanzó en Madrid los 136.524 millones de euros, el 21,3 % del total de España, algo por encima de los 125.402 millones de Cataluña (19,5 %) y a mayor distancia que antes de Andalucía, con 84.719 millones (13,2 %); la Comunidad Valenciana, con 59.076 (9,2 %) y, sobre todo, País Vasco, con 37.777 (5,9 %).

Comentarios