Un joven asesina a tiros con una escopeta a su exnovia y a su suegra en su vivienda

Tras asesinar a las dos mujeres el joven se ha quitado la vida
Muere un trabajador y otro resulta herido muy grave al caer a una fosa séptica, patrulla, Guardia Civil, asesinato, crimen, cadáver, violencia de género, reyerta, 
photo_camera Un joven asesina a tiros con una escopeta a su exnovia y a su suegra en su vivienda

Según recoge El Caso, conmoción en la localidad de Zafarraya, un pequeño pueblo de Granada. Un hombre ha matado a su expareja y a su exsuegra en un domicilio del municipio y después se ha suicidado. Los servicios de emergencias han recibido el aviso de los hechos en torno a las seis de la mañana y efectivos de la Guardia Civil se han desplazado hasta el domicilio de las víctimas, donde han encontrado los cuerpos sin vida de las dos mujeres, una chica de 20 años y su madre de 49, sin que los servicios sanitarios pudieran hacer nada para salvarlas. Los cadáveres presentaban signos evidentes de muerte criminal con heridas por arma de fuego.

Paralelamente, en otro domicilio de Zafarraya, la Guardia Civil ha encontrado un tercer cadáver con heridas por arma de fuego en la cabeza, el de un hombre de 34 años con quien la chica había mantenido una relación sentimental hasta hace muy poco tiempo. La Guardia Civil ha abierto una investigación con el fin de aclarar lo que todo apunta a un nuevo crimen machista. Según la principal hipótesis de los investigadores, el hombre habría matado a las dos mujeres a tiros de escopeta y después se habría suicidado con la misma arma.

Una vez la comitiva judicial ha autorizado el levantamiento de los cadáveres, los tres cuerpos han sido trasladados al anatómico forense con el fin de hacerles la autopsia. Además, agentes de la Policía Científica están inspeccionando los domicilios para intentar recoger pistas que ayuden a determinar cómo se han producido los hechos. Se están haciendo pruebas de balística para intentar vincular las tres muertes y determinar que el arma utilizada es la misma en los tres casos.

Sin antecedentes por violencia de género

Tanto la familia de las víctimas como la de su verdugo son bastante conocidas en este pueblo de poco más de 2.000 habitantes. El hombre, de nacionalidad española, tenía antecedentes policiales, aunque no por violencia de género. El subdelegado del Gobierno en Granada, José Antonio Montilla, ha apuntado que no existían denuncias en el ámbito de la pareja y la chica tampoco figuraba en el sistema de protección de víctimas Viogen.

Comentarios