Muere una mujer y sus dos hijos menores al caerles encima un muro de su vivienda

Las víctimas de 37, 7 y 4 años han muerto asfixiados como producto de la presión

Una mujer y sus dos hijos pequeños fallecieron este sábado a causa del desplome de un talud que sepultó la casa en la que vivían en el municipio boliviano de Achocalla, a 16 kilómetros al suroeste de La Paz.

Las víctimas de 37, 7 y 4 años murieron como producto de la presión que generó la caída de tierra que dejó la construcción "totalmente rebasada", explicó a los medios locales Carlos Espinoza, de la Unidad de Bomberos Antofagasta.

El suceso se reportó esta madrugada y fue desde ese momento en que se hicieron los trabajos para el rescate de los cuerpos con maquinaria y el apoyo de los vecinos, explicó.

"Yo le he dicho sal, pero con los chiquitos no ha debido poder salir (...) ha llovido y no hemos podido salir", relató una vecina.

El derrumbe se produjo después que una lluvia intensa que se cree humedeció el terreno y desprendió una cantidad grande de tierra y piedras, que afectaron a otras casas al punto de rebasar ventanas y portones.

El comandante de la Policía de La Paz, Édgar Cortez, dijo a los periodistas que el hecho afectó a otras cuatro viviendas "que no estaban habitadas".

También mencionó que luego del hallazgo de los cuerpos de los fallecidos ahora toca que la Alcaldía de Achocalla realice la estabilización del terreno y el retiro de los escombros.

En los días recientes, las persistentes lluvias que se produjeron en La Paz causaron varias emergencias, como el hundimiento de algunas calles y avenidas, principalmente por la filtración subterránea de aguas, ya que la ciudad está construida sobre los cauces de varios ríos.

El viernes también se reportó el desplome de un talud dque enterró un par de vehículos aparcados en la calle, sin fallecidos ni heridos.

Las autoridades nacionales reportaron más de una veintena de fallecidos y miles de familias damnificadas a causa de las lluvias y las inundaciones, desde que comenzó la época húmeda en noviembre pasado.

La época de lluvias en Bolivia durará hasta marzo y se caracteriza por el incremento de precipitaciones en el altiplano y las regiones tropicales del país que provocan deslizamientos o derrumbes, inundaciones y desvíos de las corrientes de los ríos.

Comentarios