Un policía muerto y dos heridos en un tiroteo durante un registro domiciliario

El individuo se ha liado a tiros contra los agentes de policía
policía, crimen, asesinato, cadáver, accidente, reyerta, patrulla, 
photo_camera Un policía muerto y dos heridos en un tiroteo durante un registro domiciliario

Un registro policial en la localidad belga de Lodelinsart, en el sur del país, se saldó con un agente de las fuerzas especiales de la policía muerto y otros dos heridos, uno de ellos de gravedad, debido a los disparos de arma de fuego del residente de la vivienda, también fallecido.

El presunto asesino, acusado de tráfico de armas, vehículos y coches, falleció en el hospital, donde fue trasladado en estado grave, indicaron las autoridades locales en rueda de prensa.

"Mis pensamientos acompañan a la familia y a los allegados del policía fallecido y a aquellos que aún están entre la vida y la muerte. El trabajo de nuestras fuerzas del orden, al servicio de la población, merece respeto. Tomarles por objetivo es innoble y nunca quedará impune", señaló en la red social X el primer ministro de Bélgica, Alexander de Croo.

"Es un día oscuro para la policía belga. Un día negro también para la policía federal y, en particular, para las unidades especiales”, declaró el jefe de la policía federal, Eric Snoeck, ya que se trata de la primera vez que un agente de unidades especiales belgas muere en acto de servicio.

La policía había reforzado el operativo designado para el registro a tenor del perfil peligroso del sospechoso, pero al llegar a la vivienda a primera hora de la mañana este respondió abriendo fuego.

Según la Fiscalía, "la policía llegó al lugar a las 6:30 a.m. Se encontraron con el sospechoso, que casi vació su cargador contra los agentes de policía que acudieron" a su residencia en Lodelinsart, una localidad de la región de Valonia y a la vez distrito de la ciudad de Charleroi, situada al sur de Bruselas.

Como resultado, un oficial de 36 años de la Dirección de Fuerzas Especiales (DSU) de Lieja y padre de dos niños murió, un segundo (33 años) se encuentra en estado crítico y un tercero (34) resultó herido pero no corre peligro de muerte.

El sospechoso Ricardo G., nacido en 1968, fue trasladado en estado crítico al hospital y allí falleció.

El registro domiciliario que los agentes pretendían llevar a cabo esta mañana formaba parte de una investigación sobre una organización criminal que comercia con armas, drogas y vehículos robados, dijo el fiscal de Charleroi, Vincent Fiasse.

El fiscal confirmó, por otra parte, la detención de tres agentes de policía del departamento de drogas de Charleroi, pero mantuvieron que no se trata de un caso relacionado con el registro realizado en Lodelinsart.

Los tres policías fueron detenidos tras una investigación sobre diversos hechos. "Se trata de formación de bandas, violación del secreto profesional, malversación de fondos por parte de funcionarios y consulta de una base de datos", afirmó Fiasse.

Comentarios