domingo 05.07.2020

Profesores armados

A consecuencia de la reciente matanza ocurrida en Parkland, Florida, que se saldó con 17 muertos y numerosos heridos, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, propone como una de las soluciones que los profesores lleven pistola. Quizá haya quien piense que sería mejor tratar de evitar que los alumnos puedan portar un rifle de asalto con facilidad, en vez de que los profesores se vean en la tesitura de ir armados.

La Segunda Enmienda a la Constitución de los Estados Unidos protege el derecho del pueblo a poseer y portar armas. Así, ni el gobierno federal ni los gobiernos estatales o locales pueden restringir el derecho a portar armas. No obstante, debido a los tiroteos provocados por personas con capacidades mentales disminuidas, el presidente Obama promulgó un decreto para evitar que estas personas pudieran tener acceso a las armas. Decreto que derogó el actual presidente, al poco de acceder al cargo, con el beneplácito de la potente Asociación Nacional del Rifle, que habría apoyado su campaña electoral.

Muy enferma tiene que estar una sociedad desarrollada cuando hasta su presidente pide que los profesores lleven pistola. ¿No se le han ocurrido otras soluciones más plausibles? Quien esto escribe tiene un gran respeto al profesorado y siempre lo ha visto con ojos de niño, por eso le cuesta imaginar a esos seres especiales con un arma; aunque vivir en España no es hacerlo en los Estados Unidos, y a lo mejor allí estas cosas las ven de otra manera.

En nuestro país vemos a los EE.UU. con cercanía a través de sus películas, que reflejan con bastante fidelidad la violencia en los centros educativos. Alguna de esas situaciones se ha llegado a producir también en España. ¿Nos lleva esto a deducir que en el futuro puedan reproducirse aquí sucesos luctuosos como los acontecidos allí? Pensamos que no, pues nuestras leyes no facilitan la compra de armas de fuego. Pero el acoso escolar y otros tipos de violencia parecen estar calando y normalizándose entre los más jóvenes, y hay que estar ojo avizor.

Más información en vídeos 
Comentarios