Adela, la enfermera torturada y asesinada: acogía a sintechos para no sentirse sola

El individuo la ató y estranguló hasta exterminarla
Adela, la enfermera torturada y asesinada: acogía a sintechos para no sentirse sola
photo_camera Adela, la enfermera torturada y asesinada: acogía a sintechos para no sentirse sola

Según recoge El CasoAdela Corral Albarreal era una auxiliar de enfermería jubilada y ha sido víctima de uno de los crímenes más macabros de los últimos años del norte de España. Su asesino la ha matado de la manera más cruel posible y han salido a la luz muchos detalles escabrosos del crimen.

Adela fue asesinada el viernes de madrugada en Santander. La mató a un hombre sin techo que ella había acogido en su casa: la ató y la estranguló hasta exterminarla, unos hechos que han causado gran conmoción, ya que la víctima era una persona muy conocida en la capital de Cantabria.

La víctima acogía a personas sin hogar en su casa para no sentirse sola

Corral era una víctima especialmente vulnerable, ya que sufría una enfermedad mental y se sentía muy sola. De hecho, por este mismo motivo, acostumbraba a acoger personas sin hogar en su casa: era una manera de sentirse acompañada.

"Tenía una enfermedad mental y, aunque iba al psiquiatra, no recibía la suficiente ayuda ni asistencia. Ni nosotros podíamos ayudarla, porque no nos dimos cuenta hasta que ya era demasiado tarde", explica la hija de la víctima.

Ella ofrecía hogar a las personas más necesitadas a cambio de que estas le hicieran trabajos del hogar. El presunto asesino de Adela es una de estas personas sin techo que acogía en su casa. Se trata de un hombre de 38 años que vivía con la víctima desde Nochebuena.

Brutalmente atacada por un hombre que acogía en su casa

Viernes de madrugada, Emergencias recibió una llamada de Adela: la mujer pedía ayuda, ya que estaba siendo brutalmente atacada por el hombre que había acogido en casa. Inmediatamente, los trabajadores de emergencias sanitarias y los policías se desplazaron hasta el lugar de los hechos.

La autopsia determinó que la habían matado estrangulándola

Pudieron comprobar que en el interior del piso había el cadáver de Adela atado en la cama. La intentaron reanimar, sin éxito y detuvieron al hombre como presunto autor de los hechos. El cuerpo de la auxiliar de enfermería presentaba signos evidentes de haber sufrido una muerte violenta: tenía golpes por todo el cuerpo y la autopsia determinó que la había matado estrangulándola.

El presunto autor de los hechos tiene antecedentes policiales

De momento, no ha trascendido la identidad del presunto autor de los hechos. Lo que sí que se sabe es que es un sin techo de 38 años con antecedentes que ha entrado a la cárcel de manera provisional y sin fianza por un delito de homicidio. La investigación continúa abierta y están intentando averiguar más detalles para aclarar los hechos.

Comentarios