viernes 10.07.2020

Esconde el cadáver de su abuela años en un congelador para seguir cobrando su pensión

La mujer ha sido detenida acusada de varios delitos
Esconde el cadáver de su abuela años en un congelador para seguir cobrando su pensión
Esconde el cadáver de su abuela años en un congelador para seguir cobrando su pensión

Según recoge Informativos Telecinco, la policía ha detenido a una mujer que escondió el cadáver de su abuela en un congelador que tenía en el sótano durante más de quince años para poder seguir cobrando una prestación económica que la fallecida disfrutaba en vida.

Los hechos ocurrían hace un año en el estado de Pensilvania, en Estados Unidos, según informa la CNN. Varios agentes encontraron los restos de la mujer en febrero de 2019 dentro de una vivienda ubicada en Dillsburg.

Tras una larga investigación, las autoridades identificaron a la mujer como Glenora Delahay. Nacida el 3 de mayo de 1906, la anciana falleció en su domicilio en Ardmore en marzo de 2004 sin que nadie anunciara su muerte ni se celebrara ningún entierro en su honor. 

Su nieta, Cynthia Black, de 61 años, ocultó su muerte. La detenida confesaba a la policía tras su detención, que encontró sin vida el cuerpo de Glenora Reckord al acudir a la residencia en la que se encontraba.

Tras varias horas pensando qué hacer con el cadáver, Cynthia decidió conservar el cuerpo de su abuela en el congelador para así poder seguir cobrando su pensión, ya que su familia estaba pasando por un complicado momento económico.

Tras esto, la nieta de la fallecida arrastró el cuerpo sin vida hasta el sótano y lo escondió dentro de un congelador durante tres años. En 2007, Black se mudaba de vivienda, por lo que decidió trasladar los restos de la mujer a York Haven, situación en la que fueron descubiertos tras la denuncia de unas compradoras que querían hacerse con la propiedad.

Una autopsia y varias muestras de ADN permitieron descubrir la identidad de la anciana el 11 de febrero de 2019. Ese mismo año, las autoridades locales descubrieron que la nieta había recibido más de 186.000 dólares que debían ser para su abuela entre 2001 y 2011.

Black era tenida el pasado miércoles y aunque no es sospechosa de la muerte de la anciana, ha sido acusada de ha sido acusada de abuso de un cadáver, robo y recepción de una propiedad robada. Su audiencia preliminar está programada para el próximo 10 de junio.

Más información en vídeos 
Comentarios