martes 30/11/21

Un grupo de jóvenes asesina a puñaladas a un chico de 15 años frente a su casa

Uno de los atacantes fue captado por cámaras con un cuchillo justo antes del ataque
Muere un chico de 16 años arrollado por un coche cuando cruzaba un paso de peatones, accidente, ambulancia, asesinato, cadáver
Una banda de jóvenes asesina a puñaladas a un chico de 15 años frente a su casa
Según recoge Informativos Telecinco, cuatro adolescentes han sido declarados culpables de asesinar a tiros y puñaladas a un estudiante de 15 años frente a su casa en Handsworth (Birmingham, Reino Unido) el pasado 21 de enero, en un brutal ataque de solo 30 segundos a plena luz del día. El joven Keon Lincoln falleció de un disparo y heridas de arma blanca, según determinó la autopsia. Los miembros del jurado del Tribunal de la Corona de Birmingham todavía están considerando un cargo de asesinato contra un quinto acusado.

El autor del disparo, de 14 años, mostró poca emoción cuando se leyó el veredicto. Entre los condenados se encuentra un joven de 16 años que tampoco puede ser identificado debido a su edad. Unas cámaras capturaron su imagen  armado con un cuchillo de grandes proporciones justo antes del ataque. Tahjgeem Breakenridge y Michael Ugochukwu, ambos de 18 años, también fueron declarados culpables de asesinato después de casi 16 horas de deliberaciones del jurado.

Víctima de un ataque "breve y brutal"

Lincoln fue asesinado fuera de su casa en un ataque "breve y brutal". Fue apuñalado repetidamente por un grupo que salió de un automóvil robado y lw persiguió antes de dispararle en el estómago mientras yacía en el suelo, según se informó al tribunal. El juicio de cinco semanas escuchó que Keon sufrió ocho heridas de fuerza mayor, una de ellas fatal en su abdomen a causa uno de los dos disparos efectuados. Fue declarado muerto dos horas después en el Birmingham Children's Hospital.

Los cuatro acusados condenados por asesinato han sido puestos bajo custodia por el juez para una audiencia de sentencia el 29 de noviembre. Los miembros del jurado reanudarán sus deliberaciones sobre Kieron Donaldson, de 18 años, de Aston Lane, Perry Barr, Birmingham, quien niega el asesinato, pero al parecer "ayudó y suministró armas" para lo que se cree que fue un ataque planeado.

Después de la muerte de Keon, su madre, Sharmaine Lincoln, recordó a su hijo como un  niño bromista,  "cariñoso, con un espíritu alegre" cuya "risa increíble" resonaba a diario en su casa.

Comentarios