Esperan en parkings de supermercados y asaltan a clientes que guardan las bolsas

La policía alerta de la nueva forma en la que los ladrones están desvalijando a clientes en superficies comerciales
Esperan en parkings de supermercados y asaltan a clientes que guardan las bolsas
photo_camera Esperan en parkings de supermercados y asaltan a clientes que guardan las bolsas

Según recoge El Caso, agentes de los Mossos d'Esquadra han detenido a tres hombres, de 20 y 21 años, acusados de ser los presuntos autores de varios robos en aparcamientos de supermercados del Baix Llobregat (Barcelona) con el método de "la siembra". Esta tipología de robo consiste en esperar que los clientes salgan de los establecimientos comerciales y vayan hacia sus coches para asaltarlos cuando están guardando las bolsas de la compra en el maletero. Mientras uno de los ladrones distrae a la víctima con cualquier excusa, normalmente que le ha caído un objeto al suelo, los otros aprovechan para robarle sus pertenencias de dentro del vehículo. Cuando la víctima se da cuenta de los hechos, ya es demasiado tarde y los ladrones han huido.

Detenidos por varios robos en el Baix Llobregat

En el caso del grupo especializado del Baix Llobregat pudieron ser arrestados el pasado 22 de diciembre después de ser pillados in fraganti por una patrulla de los Mossos d'Esquadra. Los agentes empezaron a sospechar de un vehículo que no dejaba de dar vueltas por el interior del aparcamiento de un supermercado de Martorell, aunque había bastantes sitios vacíos para poder aparcar sin problemas. Esta actitud, sumado al hecho de que sus ocupantes parecían estar observando a la gente que salía de la tienda, llamó la atención de los policías, que decidieron intervenir con el fin de identificarlos y saber que hacían.

No obstante, al darse cuenta de la presencia policial, el vehículo intentó huir del lugar, pero lo persiguieron y lo pudieron parar con la colaboración de otras patrullas de los Mossos que se activaron para darles apoyo. Los agentes, al registrar el coche, encontraron en el interior un teléfono móvil que había sido robado días antes en Barberà del Vallès. Por este motivo, los tres ocupantes quedaron detenidos. Posteriormente, los investigadores de la policía catalana pudieron averiguar que los arrestados también estaban implicados en dos hurtos anteriores más cometidos en aparcamientos comerciales de Olesa de Montserrat y de Martorell con el mismo método. Los tres hombres, uno de los cuales cuenta con 42 antecedentes policiales por hechos similares, están acusados de tres delitos de hurtos y un delito de receptación. Después de declarar ante el juez, fueron puestos en libertad.

Comentarios