miércoles 25/5/22

Mark Ido, el DJ nigeriano que escondía a mujeres en cuevas de España para ser explotadas

La Guardia Civil detuvo en Bilbao al músico en el marco de la operación Nanga-Parbat, de lucha contra la trata de personas, con detenidos en numerosas provincias de todo el país

Mark Ido, el DJ nigeriano que escondía a mujeres en cuevas de España para ser explotadas
Mark Ido, el DJ nigeriano que escondía a mujeres en cuevas de España para ser explotadas

Según informa Gonzalo Araluce en EL ESPAÑOL, DJ de día, traficante de mujeres de noche. Mark Ido era uno de los miembros más activos de la mafia desarticulada por la Guardia Civil en el marco de la operación Nanga-Parbat, que se ha saldado con 89 detenidos y 39 víctimas liberadas. ¿La función del músico? Traer a las chicas a España -algunas, menores de edad- para ser explotadas sexualmente en condiciones infrahumanas. Muchas de ellas terminaban ejerciendo en cuevas de Almería en una situación que los investigadores definen, sencillamente, como "terrible".

Mark Ido se define a sí mismo como un DJ de éxito al que no le gusta "decepcionar a sus fans". En sus redes sociales proyecta una imagen de éxito bajo la marca personal de Mark Ido Empire: dinero, lujo, fiestas... Todo ello sin olvidar sus raíces, asentadas en la localidad nigeriana de Fugar. Dice que vive en Estados Unidos, pero en realidad fue detenido en el aeropuerto de Bilbao cuando regresaba de su país de grabar un videoclip musical.

El DJ se dedicaba al transporte de mujeres desde Italia hasta España. Era una pieza clave en el organigrama de la red desarticulada por la Guardia Civil en colaboración con la NAPTIP de Nigeria (National Agency for the Prohibition of Trafficking in Persons) y la NCA británica, en una investigación coordinada por EUROPOL. Porque esta mafia tenía sus tentáculos en diferentes puntos de Europa y África.

La estructura contaba con diferentes niveles. En un primer nivel se ubicaban los captadores, que reclutaban bajo engaños a las chicas en su país de origen, Nigeria. Las mujeres pagaban una cantidad desorbitada de dinero para emprender un viaje con destino a Europa, que podía durar desde 3 meses a 2 años; un recorrido en el que afrontaban toda clase de peligros y enemigos. Finalmente, las supervivientes alcanzaban las costas de Italia desde Libiatras una peligrosa travesía por el Mediterráneo.

Sigue leyendo este reportaje completo en EL ESPAÑOL

Mark Ido, el DJ nigeriano que escondía a mujeres en cuevas de España para ser explotadas
Comentarios