jueves 29/10/20

Abandonan a su hija adoptiva tras descubrir que es una joven con enanismo: "quería matarles"

Les dijeron que tenía diez años menos
Descubren que su hija adoptiva es en realidad una mujer de 22 años que quería matarles
Abandonan a su hija adoptiva tras descubrir que es una joven con enanismo: "quería matarles"

Kristine Barnett y su exmarido, Michael Barnett, han vivido una auténtica pesadilla desde que decidieron adoptar a una niña en situación de emergencia en un orfanato de Florida en 2010.

Cuando adoptaron a Natalia Grace, los médicos le dijeron que la niña tenía unos 10 años, pero tiempo después descubrieron que en realidad era una mujer adulta con enanismo. Tras comprobar en varias ocasiones la edad de la niña, en 2012 el matrimonio cambió la edad de la Natalia en el registro de 12 a 22 años y en 2016 se mudaron con sus hijos biológicos a Canadá.

Al principio el matrimonio se hizo cargo del alquiler del apartamento en Lafayette donde vivía Natalia pero cuando dejaron de hacerlo la policía acudió al inmueble debido a los impagos y descubrió allí a la mujer. Natalia les explicó a los agentes que tenía 9 años y que su familia adoptiva la había abandonado, por lo que abrieron una investigación contra los padres.

La policía declara que nunca se supo cómo sobrevivió sola en el apartamento durante todo ese tiempo y desde que lo abandonó en 2016 se desconoce su paradero.

Por su parte, Kristine Barnett ha explicado en una entrevista al diario británico Daily Mail que ella y su exmarido son las víctimas de esta situación porque Natalia "quería matarlos": "Hacía dibujos diciendo que quería matar a personas de su familia, enrollarlos en una manta y enterrarnos en un patio", y añade “Se quedaba de pie en medio de la noche. No podíamos irnos a dormir y hasta escondimos todos los objetos afilados".

Además, Kristine afirma que intentó envenenarla"La vi poner productos químicos, lejía, Windex algo así, en mi café y le pregunté, '¿qué estás haciendo?' Ella dijo: 'Estoy tratando de envenenarte'".

“Los medios de comunicación me pintan como una maltratadora de niños, pero aquí no hay ningún niño”, declara la mujer, y concluye: “El estado de Indiana me está acusando de crímenes contra una niña a pesar de que se determinó varias veces que Natalia es adulta”.

Mientras que Michael se presentó ante las autoridades el pasado 18 de septiembre y fue puesto en libertad inmediatamente, Kristine se personó voluntariamente el día 19 y fue puesta en libertad tras pagar una fianza de 5.500 dólares.

Más información en vídeos 
Comentarios