lunes 16.09.2019

Los calambres en las piernas pueden advertir sobre un grave problema de salud

Pueden ser aviso de derrame o infarto
Los calambres en las piernas pueden advertir sobre un grave problema de salud
Los calambres en las piernas pueden advertir sobre un grave problema de salud
Según recoge Informativos Telecinco, muchas personas ignoran el dolor en las piernas cuando caminan como parte normal del envejecimiento. Sin embargo, los expertos han advertido de que puede ser una señal de algo mucho más serio. Los médicos dijeron que el dolor en las piernas puede, en algunos casos, ser una señal de advertencia temprana de un derrame cerebral o un ataque cardíaco.

Esto se debe a que los calambres pueden ser un marcador de enfermedad arterial periférica (EAP), lo que puede poner en riesgo la salud del corazón y del cerebro. Las personas con EAP sienten dolor debido a los depósitos de grasa en las arterias de la pierna que bloquean el flujo de sangre a los músculos, así como a las arterias que sostienen ambos órganos vitales. 

Esto hace que una persona con EAP tenga muchas más probabilidades de sufrir un ataque cardíaco o un derrame cerebral que alguien sin la afección.

El profesor David Newby, profesor de cardiología de la Fundación Británica del Corazón, dijo: "Si siente una sensación de calambres en las pantorrillas cuando camina, puede valer la pena ver a su médico ya que puede ser un marcador de EAP. Es más común en fumadores y personas con diabetes".

Mientras que los médicos solían pensar que la EAP afectaba principalmente a los hombres, la investigación ha revelado recientemente que la afección es tan común en ellos como en las mujeres. Atañe a una de cada diez mujeres mayores de 50 años y a una de cada cinco mayores de 60 años, según el doctor Aruna Pradhan, cardiólogo y profesor asistente de medicina en la facultad de Harvard.

Dolor en movimiento

Los síntomas de PAD incluyen calambres y dolor en las pantorrillas, muslos, caderas o glúteos, pero solo en los músculos en lugar de las articulaciones. También se siente diferente del dolor muscular causado por el ejercicio que podría durar horas o días. Y a diferencia del dolor muscular causado por el deporte, éste ocurre solo durante el movimiento y se detiene después de cortos periodos de descanso.

Pradhan aseguró que "puede suceder cuando estás subiendo un tramo de escaleras o subiendo una colina y es posible que te detengas con frecuencia para descansar".

Más información en vídeos 
Comentarios