miércoles 3/3/21

Asesina a su madre de un disparo en el cuello y baila con su hermana junto a su cadáver

“Sé que me vas a matar y te amo”, le dijo su madre antes de morir
Detenido por casarse con su hijastra menor de edad y abusar de ella durante dos décadas
Asesina a su madre de un disparo en el cuello y baila con su hermana junto a su cadáver

Según recoge Informativos Telecinco, Mike López, un joven de 23 años, está acusado del asesinato de su madre, de solo 43 años, en su casa de Springville, Utah (Estados Unidos) el día antes de Nochebuena. “Sé que me vas a matar y te amo”, le dijo la mujer antes de que este, presuntamente, la disparase en el cuello. Tras el crimen, López bailó con su hermana menor junto al cadáver de su madre.

El día 23 de diciembre, según una declaración jurada que reconge 'krmg.com', Mike López entró al comedor en el que sus dos hermanas, de 14 y 17 años, estaban preparando con su madre Victoria Ramírez. En ese momento, el joven llevaba una escopeta con la que apuntó directamente contra su víctima.

Antes de disparar, el joven miró a su hermana más pequeña y ambos se asintieron. Entonces, la adolescente corrió y se encerró en el baño. La mayor fue en seguida a ver qué le ocurría a la de 14 años y, entre tanto, Mike López asesinó a su madre.

“Sé que me vas a matar y te amo”

“Sé que me vas a matar y te amo”, le dijo Victoria a su hijo antes de que este apretase el gatillo. Cuando la menor de 17 años escuchó estas palabras, corrió hacia su madre. Nunca pensó que la escopeta estaría cargada.

Mike López disparó a su madre en el cuello y la muerte fue casi instantánea. Entonces, la menor de todos los hermanos salió del baño y corrió hacia Victoria. La acarició el pelo. Ya estaba muerta.  El joven cogió a la chica del cuello y ambos empezaron a bailar junto al cadáver, según consta en la declaración jurada.

Mientras tanto, la de 17 se encerró en el baño para llamar a la mayor de sus hermanos. Esta, inmediatamente, avisó al 911.

Cuando los agentes se presenciaron en la vivienda, encontraron a López en la bañera, junto con la escopeta. No respondía, así que le trasladaron al hospital, donde le dieron el alta tras detectar THC, el componente psicoactivo de la marihuana, en su organismo. Posteriormente, fue detenido y trasladado a la cárcel del condado de Utah, donde se encuentra actualmente.

Está acusado de homicidio agravado, violencia doméstica en presencia de un niño y posesión de arma por una persona restringida.

Comentarios