viernes 28/1/22

La Policía alerta: Así abren la puerta de tu casa sin forzar la cerradura para robarte

El 'impresioning' consiste en colocar láminas de aluminio deformable en la cerradura
La Policía alerta: Así abren la puerta de tu casa sin forzar la cerradura para robarte, llaves
La Policía alerta: Así abren la puerta de tu casa sin forzar la cerradura para robarte
Según recoge Informativos Telecinco, una nueva técnica de robo en las casas que permite a los ladrones entrar en los domicilios sin forzar la cerradura ha activado as alertas policiales. Se llama 'impresioning' y, a diferencia de otros métodos que fuerzan o rompen cerraduras, éste deja la puerta intacta, dificultando la recogida de evidencias del delito, según informa 'El Caso'.

La alerta policial llega en este caso desde la Jefatura Superior de Policía de La Rioja, que han detectado varios casos de esta novedosa estrategia. En una nota, la Jefatura ha explicado que el método consiste en colocar láminas de aluminio deformables en el interior de la cerradura, que son imperceptibles a primera vista.

Estas láminas, cuando entramos en casa, graban las marcas de la llave original y permite a los ladrones entrar con una llave maestra, que abre la puerta como una normal, sin dejar rastro de haber forzado la cerradura.

El 'impresioning' es similar al método del 'bumping', utilizado por grupos organizados y que consiste en obtener copias de las llaves sin necesitar la original y también sin dejar rastro ni forzar los cerrojos. 

Tal y como detalla el comunicado policial, los dos sistemas facilitan la impunidad de los delincuentes y dificultan la investigación de los robos cometidos con estos procedimientos. Además, en las últimas operaciones llevadas por la Jefatura Superior de Policía de La Rioja, se han incautado numerosas herramientas, ganzúas y varillas de aluminio deformable, con los que los ladrones accedían a las viviendas.

Marcadores para averiguar si estamos o no en casa

Por su parte, la Policía Nacional también advierte de otrosmétodos usados por los ladrones para averiguar si estamos o no en casa y poder entrar a robar. Para saber si la puerta de la vivienda se abre con regularidad o si está cerrada durante días, instalan marcadores.

Hay muchos tipos de estos marcadores, que pasan por sistemas más rudimentarios como palitos de madera apoyados entre el suelo y la puerta, que caen cuando la puerta se abre o quedan intactos y muestran que nadie la abre. Los más preocupantes y sofisticados, que se han detectado en varias ocasiones este año, son de plástico o incluso de pegamento y silicona.

Los de plástico son pequeños clips transparentes, que se colocan entre la puerta y el marco y que también caen al abrirse, mostrando una vivienda transitada y, por tanto, de difícil acceso. Los últimos son incluso más discretos: unos hilos de pegamento o silicona casi imperceptibles que se ponen formando una especia de tela de araña entre marco y puerta y que se rompen al ser abierta.

En todos estos casos, los ladrones buscan que los marcadores estén intactos varios días, mostrando que el domicilio está vacío y nadie les sorprenderá cuando perpetren el robo.

Comentarios