Detenida por hacer casi treintena de estafas con envíos de dinero por móvil

La presunta autora de los hechos ha sido detenida también por 19 delitos de usurpación de estado civil y 11 de falsedad documental, dentro de la operación 'Marder'
Una madre rocía con alcohol a su hijo de 7 años y le prende fuego porque "no hacía caso", detenida, esposas, policía, madre, mujer esposada, 
photo_camera Detenida por hacer casi treintena de estafas con envíos de dinero por móvil

La Guardia Civil ha detenido en Roquetas de Mar (Almería) a una mujer que presuntamente cometió 29 delitos de estafa a víctimas en diferentes provincias del país, como Tenerife, Murcia, Badajoz, La Coruña, Toledo, Pontevedra o Huelva, a través de pagos 'hal cash' (envíos de dinero por móvil).

La Comandancia de Almería ha informado en una nota de que la presunta autora de los hechos ha sido detenida también por 19 delitos de usurpación de estado civil y 11 de falsedad documental, dentro de la operación 'Marder', que comenzó tras la denuncia interpuesta por una mujer en Alájar (Huelva).

La detenida realizaba un seguimiento a anuncios publicados en portales de Internet y redes sociales, correspondientes generalmente a jóvenes estudiantes que buscaban habitaciones o viviendas para alquiler, y se ponía en contacto con ellos a través de una aplicación de mensajería instantánea, con hasta cuatro números de teléfono diferentes, para ofrecerles el arrendamiento con "precios muy suculentos".

Incluso enviaba fotografías de viviendas en "muy buenas condiciones", intentando que las potenciales víctimas actuasen apresuradamente y no buscasen otras opciones.

Una vez convencida la víctima, la mujer le remitía por la misma aplicación de mensajería una fotocopia del DNI (de otra persona) y un contrato de alquiler con los datos de ese DNI, al tiempo que pedía el pago de una señal usando el método "hal cash", un servicio bancario que permite enviar dinero en efectivo al teléfono móvil de cualquier persona de "manera inmediata y segura" mediante un simple SMS, según la Guardia Civil.

De esta forma, las víctimas remitían un SMS a la arrestada, informando de que tenía una orden disponible, el importe, periodo de validez y una referencia SMS; datos con los que ésta acudía a un cajero para retirar el dinero comprometido.

Una vez recibida la primera cantidad en concepto de señal y de cuantías no superiores a los 200 euros, la mujer demandaba más dinero por el mismo método argumentando la necesidad de pagar seguros, trámites, etcétera.

Finalmente, la presunta estafadora fue detenida y puesta a disposición del Juzgado de Instrucción número 5 de Roquetas de Mar.

Comentarios