Juzgan a 9 acusados de empadronar a inmigrantes en Yeles y cobrarles 2.500 euros

Un total de nueve personas se sentarán en el banquillo de los acusados por empadronar a inmigrantes de forma ilegal en el Ayuntamiento de Yeles a cambio de que éstos pagaran entre 500 y 2.500 y su principal beneficiario era un empleado municipal de dicha localidad.

El juicio tendrá lugar en la Audiencia Provincial de Toledo a partir del próximo martes, día 16, y durante tres días está previsto que además de los acusados declaren los inmigrantes afectados y que según el fiscal son una quincena.

La fiscalía acusa al empleado municipal, J.M.M.R., de los delitos continuados de falsificación de documento público y cohecho, para quien solicita un total de nueve años de prisión, además de diez años de inhabilitación para el desempeño de empleo o cargo público.

Para cada uno de los otros ocho acusados, que eran los encargados de entregar a los inmigrantes los certificados de empadronamiento que efectuaba previamente el empleado municipal, solicita cuatro años de prisión por cohecho y diez años de inhabilitación.

Los hechos que se juzgarán en la Audiencia de Toledo entre los días 16 y 18 de este mes ocurrieron entre los años 2003 a 2006 cuando el funcionario del Ayuntamiento de Yeles, con la intención de dar apariencia de validez, realizaba inscripciones de empadronamiento a ciudadanos extranjeros, introduciendo fechas distintas a las reales.

Y ello con el objeto de que los inmigrantes que solicitaban el permiso de residencia en nuestro país pudieran regularizar su situación y acreditar alguno de los requisitos exigibles en cuanto a la fecha de empadronamiento o período mínimo de estancia en España.

Para ello existía un entramado de personas intermediarias que facilitaban el empadronamiento de súbditos extranjeros a cambio de dinero, asentándose datos alterados en el registro informático, en cuanto a las fechas de empadronamiento y período del mismo, contando para ello con la colaboración del empleado municipal del Ayuntamiento de Yeles, que se lucraba con ello, según sostiene la fiscalía. 

Comentarios