martes 22/9/20

IU Toledo plantea reforzar el turismo y reordenar el transporte en el Casco Histórico

Y discrepa con la actual política del equipo de Gobierno local
El portavoz del Grupo Municipal Izquierda Unida–Podemos de Toledo, José María Fernández, en rueda de prensa
El portavoz del Grupo Municipal Izquierda Unida–Podemos de Toledo, José María Fernández, en rueda de prensa

El Grupo Municipal Izquierda Unida-Podemos de Toledo ha apostado por reforzar la vida de los vecinos del Casco Histórico con medidas que repercutan en el día a día como la creación de una tasa turística y un plan de reordenación del transporte de visitantes.

Así lo ha explicado este martes en rueda de prensa el portavoz de la formación, José María Fernández, que ha discrepado con la actual política del equipo de Gobierno local que "da un trato de favor a las empresas por delante de los ciudadanos" que habitan en el Casco Histórico, ha asegurado en una nota pública.

Aún sin tener una cifra oficial de los turistas que visitan Toledo durante un año, ha detallado que está tasa se podría implantar en los vehículos que transportan turistas con un precio de 50 céntimos por persona.

"Está tasa turística también implica a los hosteleros de la ciudad, con quienes habrá que consensuar la cuantía y el método de hacer", ha apuntado Fernández, quien ha añadido que esta tasa tiene un componente finalista de invertir lo recaudado en los servicios públicos que se prestan en el Casco Histórico.

Jiménez ha mantenido que el Casco Histórico debe ser habitado y que no sirva solo para ser transitado. "Si en el trato ganan los intereses de las empresas frente a los de los vecinos se va a producir más pronto que tarde un proceso de despoblación hacia barrios periféricos olvidando el que ha sido el germen principal de la ciudad que hoy conocemos", ha asegurado.

Por ello, ha denunciado que en la actualidad hay diversas actividades que no están reguladas como debieran y son perjudiciales para el funcionamiento cotidiano de la ciudad.

Ha aludido a que existen zonas de aparcamiento de autobuses donde llegan los turistas que, en muchos casos, imposibilitan el normal funcionamiento de los servicios municipales, como el Paseo de Merchán, a la altura de la calle Alfonso VI, donde "paran un sinfín de autobuses que impiden el tráfico con la fluidez que debiera".

Y otro caso que ha citado Fernández es la preferencia que tienen el tren y el autobús turístico de situarse en zonas de paso peatonal que dificultan seriamente el paso de los peatones obligando en muchos casos a salir a la calzada por donde circulan los vehículos.

"Estos servicios turísticos tienen mejores condiciones para recoger turistas en el centro de Toledo que los autobuses urbanos de la ciudad que llevan tres meses sin pasar por la Plaza de Zocodover", ha concluido.

Más información en vídeos 
Comentarios