sábado 14.12.2019

El ministerio analiza qué proyectos culturales ayudan a fijar población en el medio rural

Integrar los objetivos de la Agenda 2030 y llegar a zonas despobladas, nuevos retos de la política cultural local
Integrar los objetivos de la Agenda 2030 y llegar a zonas despobladas, nuevos retos de la política cultural local
Integrar los objetivos de la Agenda 2030 y llegar a zonas despobladas, nuevos retos de la política cultural local

Integrar los objetivos de la Agenda 2030 y llegar a zonas despobladas son algunos de los nuevos retos de la política cultural local, sobre la que se debate en Toledo en el marco de la jornada '40 años de políticas culturales locales: cultura local, democracia, desarrollo'.

Así lo ha explicado en declaraciones a los medios la directora general de Industrias Culturales y Cooperación del Ministerio de Cultura y Deporte, Adriana Moscoso, durante la apertura de este acto, organizado por la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y el Ministerio de Cultura y Deporte.

Acompañada de la viceconsejera de Cultura y Deporte, Ana Muñoz; el presidente de la Diputación, Álvaro Gutiérrez, y de la alcaldesa, Milagros Tolón, Moscoso ha defendido que el objetivo de la efeméride es celebrar 40 años de políticas culturales locales, de democracia en ámbito local y de desarrollo de política cultural.

"Es momento de revisar lo que se ha hecho en 40 años, cuáles son las fortalezas y los retos", ha asegurado la directora general de Industrias Culturales y Cooperación del Ministerio de Cultura y Deporte, que a modo de ejemplo ha hablado de que tanto el Ministerio como la FEMP trabajan en la revisión de una guía que elaboraron hace 10 años para desarrollar políticas culturales en los municipios a fin de integrar en ella los objetivos de la agenda 2030.

"También tenemos que abordar retos que no existían hace 40 años como el reto demográfico al que tenemos que hacer frente en el país. Desde el Ministerio y la FEMP estamos convencidos de que las políticas culturales desde el ámbito local pueden jugar un rol fundamental para luchar contra la despoblación, arraigando a la población y generando posibilidades de riqueza y empleo en el ámbito rural", ha añadido.

No obstante, Adriana Moscoso ha incidido en que la estrategia para llevar la cultura a los pueblos despoblados ha de abordarse desde las diferentes administraciones. Así las cosas, ha concluido señalando que el Ministerio cuenta con una línea específica de trabajo para abordar el reto demográfico y una línea que se llama cultura y ruralidades en la que, a través de un congreso anual, se pone en valor las iniciativas culturales que se están desarrollando desde el ámbito local.

INTEGRAR LA AGENDA 2030 AL PLAN ESTRATÉGICO DE CULTURA

Mientras, la viceconsejera de Cultura y Deporte ha destacado el papel que han desempeñado durante estas cuatro décadas los diferentes gobiernos locales para democratizar la cultura, acercándola a todos los ciudadanos, pues ha dicho que la cultura es un "elemento integrador, de cohesión y no de separación".

En este marco, y en la línea de la directora general de Industrias Culturales y Cooperación del Ministerio de Cultura y Deporte, ha señalado que su departamento va a trabajar conjuntamente con la Consejería de Desarrollo Sostenible y con las corporaciones locales en las diversas estrategias que se deben llevar a cabo para integrar los objetivos de desarrollo sostenible en el actual Plan Estratégico de Cultura, cuya vigencia actual es hasta el año 2020, para adecuar y actualizar el mismo situándolo en un horizonte temporal similar al de la propia Agenda.

LA CULTURA, UN SECTOR ECONÓMICO

Por su parte, Álvaro Gutiérrez ha defendido que las políticas realizadas tanto por los ayuntamientos como por la Diputación han sido un elemento fundamental en la democratización de la cultura y en la universalidad en el acceso a ella, "se viva donde se vida".

"Los municipios pequeños han carecido de servicios tan básicos como el de cultura, pues antes solo era accesible en capitales y grandes ciudades. Pero la política local en estos 40 años ha servido para acercar la cultura a la gente de los municipios que no tenía esas posibilidades de acceder a algo tan básico", ha destacado.

"Todas las administraciones debemos sentirnos orgullosos no solo de haber hecho políticas para que la gente acceda a la cultura, sino de que la cultura se haya convertido en un sector en sí mismo, que no se deslocaliza y da riqueza, empleo e ingresos a un amplio espectro de la sociedad de Castilla-La Mancha y de la provincia de Toledo".

Dicho esto, ha recordado que la Institución provincial tiene políticas propias de apoyo a los municipios, poniendo a disposición de los consistorios un amplio catálogo de actividades culturales de todo tipo, que subvenciona para que una parte importante de los ayuntamientos más pequeños puedan disfrutar de actividades como las grandes ciudades.

CULTURA, FUENTE DE COHESIÓN

Por último, la alcaldesa toledana ha agradecido tanto al Ministerio como a la FEMP que hayan traído estas jornadas a Toledo, en un año importante en el que se cumplen 40 años de las primera elecciones democráticas en los ayuntamientos, "instituciones que han tenido mucho qué decir desde el punto de la cohesión social, siendo la cultura una de las fuentes importantes de dicha cohesión".

"Los ayuntamientos que hemos asumido esas políticas culturales desde el primer momento con las primeras bibliotecas, casas de la cultura, escuelas de música y de idiomas. Tenemos claro el peso de las políticas culturales, que representan el 3 por ciento del PIB, y por ello es importante asumir nuevos retos, como la agenda 2030", ha admitido.

Por último, después de afirmar que "una buena base cultural hace ser más libres y más iguales", ha finalizado defendiendo que el objetivo de Toledo es llevar la cultura a todos los barrios de la ciudad, haciéndola más accesible, generando infraestructuras y llevando a cabo actividades diferentes como las nuevas vanguardias.

Más información en vídeos 
Comentarios