lunes 24/1/22

Muere una mujer de 63 años atragantada en un restaurante con un trozo de pulpo

Muere un motorista de 40 años de edad tras colisionar con una máquina barredora, ambulancia, accidente, tráfico, emergencias, motorista, atropello, peatón,
Muere una mujer de 63 años atragantada en un restaurante con un trozo de pulpo

Una mujer de 63 años ha muerto hoy en Santomera (Murcia) al atragantarse con un trozo de pulpo cuando comía en un restaurante localizado en la plaza de la Iglesia del mencionado pueblo, según informan fuentes de Emergencias y recogen medios locales.

A la víctima se le aplicó por parte de los allí presentes el masaje cardiopulmonar hasta la llegada de los sanitarios, que no pudieron hacer nada por ella. Cuando llegaron al local los médicos del Servicio Murciano de Salud, la mujer ya había fallecido.

Qué hacer en caso de atragantamiento

Ante un caso de atragantamiento, ante todo, hay que actuar de manera rápida y efectiva. Estos son los pasos que recomiendan los especialistas a la hora de tratar a una persona que se esté atragantando. Cuando alguien está comiendo y se atraganta, normalmente presenta dificultad para respirar, no puede hablar y se comunica mediante gestos.

En ese momento es importante mantener la calma y animar al afectado a que tosa con fuerza para intentar acabar con la obstrucción de la vía aérea. Si realizando esta acción repetidamente no consigue recuperar el aliento, se debe alertar de inmediato al 112 para solicitar asistencia sanitaria.

Lo siguiente a realizar consistiría en situarnos a un lado y ligeramente por detrás del afectado, sostener su tórax con una mano e inclinarla hacia delante para a continuación darle cinco golpes en la espalda, entre los omoplatos y con el talón de la mano, comprobando después de cada golpe si el cuerpo extraño ha sido expulsado para no continuar realizando esta acción innecesariamente.

Si no se ha resuelto la situación, pondremos en práctica la maniobra de Heimlich. Para realizarla, la persona que presta ayuda debe situarse detrás del afectado y abrazarlo colocando el puño de una mano con el pulgar hacia fuera en el punto medio entre el ombligo y la boca del estómago, poniendo encima la otra mano. A continuación, procederá a inclinar al afectado hacia delante y realizar cinco compresiones hacia dentro y hacia arriba, con la fuerza suficiente para levantarlo del suelo, hasta conseguir la desobstrucción.

Si tras practicar estas dos acciones, golpes en la espalda y maniobra de Heimlich, no se consigue que afectado supere el atragantamiento, hay que continuar alternándolas --cinco golpes en la espalda y cinco compresiones abdominales-- hasta la desobstrucción o hasta que el afectado caiga inconsciente.

Comentarios