Las unidades de pacientes crónicos complejos de Castilla-La Mancha hicieron 11.000 consultas en 2021

Datos ofrecidos por la directora gerente del SESCAM durante su participación en una Jornada sobre ‘Gestión de la Cronicidad: las enfermedades silenciosas’, organizada en Madrid por la Fundación Bamberg
Las unidades de pacientes crónicos complejos de Castilla-La Mancha hicieron 11.000 consultas en 2021
photo_camera Las unidades de pacientes crónicos complejos de Castilla-La Mancha hicieron 11.000 consultas en 2021

Castilla-La Mancha está trabajando, dentro de uno de los planes específicos incluidos en el Plan de Salud Horizonte 2025, para garantizar la visión global y el abordaje integral y longitudinal del paciente con enfermedad crónica en cada una de las fases de la historia natural de su enfermedad.

Para ello ya se están adoptando una serie de medidas que están permitiendo mejorar la capacidad resolutiva de los equipos de Atención Primaria, remodelar el desarrollo de la atención domiciliaria para mejorar el mantenimiento de las personas en su entorno e impulsar la labor de la enfermería en la atención de los pacientes en riesgo, ha informado la Junta en nota de prensa.

Así lo ha indicado esta semana la directora gerente del SESCAM, Regina Leal, durante la Jornada ‘Gestión de la cronicidad: las enfermedades silenciosas’, organizada en Madrid por la Fundación Bamberg, donde ha señalado que dentro de estas medidas se encuentran la creación de Unidades de Continuidad Asistencial de Pacientes Crónicos Complejos, denominadas UCAPI.

Castilla-La Mancha cuenta en la actualidad con estas unidades en las Gerencias de Albacete, Guadalajara, Cuenca, Puertollano, Hellín, Ciudad Real, Valdepeñas, Talavera y Alcázar de San Juan y están en proyecto de montaje en Manzanares y Villarrobledo.

El objetivo de estos dispositivos es facilitar el acceso y una gestión ágil de los pacientes entre Atención Primaria y Hospitalaria, proporcionando los cuidados más adecuados a sus necesidades e intentando, siempre que sea posible, mantener a la persona en su entorno.

Esta mejora se traduce en la reducción drástica del número de ingresos, ya que permite mantener el control y seguimiento de paciente, así como la continuidad de los cuidados, sin necesidad de que el paciente tenga que pasar sistemáticamente por hospital o tener ingresos reiterados.

Las UCAPI tienen un papel asesor, consultor y de coordinación con Atención Primaria y otros servicios hospitalarios a través de las figuras del médico, enfermera y trabajador social y donde la participación activa del paciente y sus cuidadores en la planificación y realización de cuidados es fundamental.

Durante el año 2021, estas Unidades han realizado más de 11.000 asistencias de consulta (primeras y sucesivas) y se han realizado más de 1.500 tratamientos y pruebas diagnósticas, lo que ha evitado el 95 por ciento de los ingresos de estos pacientes.

Comentarios