jueves 28.05.2020

Fisioterapeutas de CLM hacen labores asistenciales en hospitales y centros de salud

Cuya actividad ha quedado suspendida por la crisis del coronavirus
Fisioterapeutas de CLM hacen labores asistenciales en hospitales y centros de salud - Fotografía: José María Sánchez
Fisioterapeutas de CLM hacen labores asistenciales en hospitales y centros de salud - Fotografía: José María Sánchez

Los fisioterapeutas pertenecientes al Colegio Profesional de Fisioterapeutas de Castilla-La Mancha (Coficam), cuya actividad ha quedado suspendida por la crisis del coronavirus, han decidido realizar labores asistenciales en hospitales y centros de salud de la región.

En nota de prensa, la institución colegial ha explicado que la suspensión de la actividad de los fisioterapeutas responde a la falta de garantías de seguridad para atender a sus pacientes y al objetivo de evitar la posibilidad de convertirse en vector de contagio de la enfermedad.

Por ello, al margen de los tratamientos fisioterapéuticos urgentes a pacientes ingresados, los fisioterapeutas del Servicio de Salud regional (Sescam) han comenzado a realizar otras labores asistenciales en los hospitales, así como hay un grupo numeroso de estos profesionales del sector privado que se han puesto a disposición de la Consejería de Sanidad por si fueran necesarios en algún momento.

Asimismo, los profesionales públicos han cedido las instalaciones de las salas de Fisioterapia para habilitarlas como zona de preingreso hospitalario, mientras que en los centros de salud llevan a cabo seguimientos de los pacientes vía telefónica, triaje e informan de los protocolos a seguir.

Una de estas fisioterapeutas, María Pérez de la Gerencia de Atención Integrada de Valdepeñas (Ciudad Real), ha destacado que en los centros de salud están a las órdenes de la coordinadora de Enfermería, quien distribuye las tareas ante la falta de personal ya que "cada día contamos con algún sanitario menos trabajando por contagio".

Asimismo, en las residencias de mayores 'Gregorio Marañón' (Ciudad Real) y Consuegra (Toledo), Azucena Muñoz ha señalado que los fisioterapeutas tratan las estancias temporales, llaman a familiares para informarles de la situación existente o realizan labores de ocio a grupos reducidos.

Por su parte, las fisioterapeutas Isabel Fernández, del centro de salud de San Clemente (Cuenca), y Marta Martínez, en Molina de Aragón (Guadalajara), hacen el seguimiento telefónico de la agenda de control domiciliario de pacientes sintomáticos de COVID-19.

También Isidro Granero, en Cuenca, ha apuntado que desde su centro de salud llaman a los pacientes que están en lista de espera para que les cuenten en qué fase del proceso están, al tiempo que les envían un correo electrónico con pautas, recomendaciones y ejercicios para hacer en casa.

Sandra Alonso, fisioterapeuta en el centro de salud de Belmonte (Cuenca) está en la puerta de entrada del centro y atiende llamadas junto con la administrativa, mientras que en Albacete Virtudes Arnedo, supervisora de Fisioterapia del Complejo Hospitalario de la capital, ha precisado que se han cedido las instalaciones de las salas de Fisioterapia para la habilitarlas como zonas de preingreso hospitalario, al igual que en el Hospital del 'Perpetuo Socorro'.

De su lado, Javier Rodríguez trabaja en el servicio de Salud Laboral del Hospital de Almansa, donde se ha habilitado un servicio aparte formado por dos fisioterapeutas, una logopeda y tres enfermeras para hacer seguimiento telefónico de todos los pacientes que están de baja, bien porque han dado positivo o bien porque están a la espera de resultados.

Más información en vídeos 
Comentarios