jueves 28/1/21

Comienza un mes "crítico" que acabará con la aprobación de la primera vacuna anticovid

España registra un total de 45.511 muertos por coronavirus y 1.656.444 contagiados, tras sumar 8.257 nuevos casos y 442 muertes más
El ministro de Sanidad, Salvador Illa, durante su intervención en la Sesión de Control al Gobierno en el Senado
El ministro de Sanidad, Salvador Illa, durante su intervención en la Sesión de Control al Gobierno en el Senado

Comienza diciembre, un mes catalogado como "crítico" en la evolución de la pandemia de coronavirus debido a la alta socialización que caracteriza a las fechas navideñas, que está previsto que termine con la autorización condicional de la primera vacuna por parte de la Agencia Europea del Medicamento (EMA).

Esa vacuna, de la estadounidense Pfizer y su socio alemán BioNTech, ya tiene fecha posible de aprobación: el 29 de diciembre, dos semanas antes (12 de enero) que la de la también norteamericana Moderna. De cumplirse el calendario, a principios de año se podrán iniciar las campañas de vacunación entre los grupos más vulnerables y expuestos.

Se abrirá entonces una nueva etapa en la lucha contra el SARS-CoV-2, causante de la enfermedad covid-19, esperanzadora pero plagada de incertidumbre, una etapa que no será precisamente corta y que obligará, según los expertos, a mantener la misma vigilancia y cautela, sin abandonar las medidas de seguridad y protección.

Antes de pisar esos caminos hay que recorrer los de diciembre, con la curva de la epidemia descendiendo lentamente desde las alturas de los más de 500 casos de incidencia media acumulada, que este martes ha vuelto a reducirse hasta los 265, todavía en zona peligrosa expuesta a los rebrotes o a la incubación de una tercera ola.

No intentar "salvar la Navidad", como se intentó en verano "salvar el turismo". Con esta sentencia, los epidemiólogos tratan de mentalizar a los fatigados ciudadanos, poniendo el énfasis en los contagios, en las hospitalizaciones y las muertes, muy superiores a las de junio, casi 25 veces más en el caso de las infecciones.

SE FRENA EL DESCENSO DE LA INCIDENCIA

Con los positivos notificados este martes, 8.257, se mantiene la tendencia a la baja de la incidencia acumulada en las últimas dos semanas por cada 100.000 habitantes, pero con el freno detectado en la jornada anterior, a razón de diez puntos diarios, lo que permitiría estar por debajo de los 100 casos en torno a la Navidad, aunque el objetivo de Sanidad son 25.

Por encima de los 300, se mantienen seis comunidades, La Rioja, Castilla y León, País Vasco, Asturias, Cantabria y Aragón, además de Ceuta y Melilla, con un descenso muy sostenido de Cataluña, que se sitúa ya a la par que Madrid, con 233 casos.

Se reducen, paralelamente, las hospitalizaciones, que pasan de 14.503 (11,85 %) a 14.243 (11,52 %), y los enfermos ingresados en la UCI, de 2.629 (26,74 %) a 25,78 (26,30 %).

El número de fallecidos consignados en las últimas 24 horas sigue siendo elevado (442) como corresponde a la significativa cifra de enfermos de coronavirus que se registraba hace tres o cuatro semanas y al imputarlo al día de ayer, último de noviembre, hace que ese mes supere los 9.500 decesos, el mayor número desde abril.

Con estos datos como referencia, los expertos en salud pública se remiten por enésima vez a la prudencia a la hora de flexibilizar restricciones o reabrir actividades (salud y economía de nuevo en el debate) y vuelven a recomendar que se apuren los test y los rastreos, que no se dotaron de personal suficiente tras la primera ola.

Las Navidades, advierten, suponen movimiento, viajes, compras, aglomeraciones y muchas reuniones, casi todas bajo techo debido a las bajas temperaturas, escenarios ideales para relajar la prevención ante los contagios, más aún si se piensa que las vacunas están a la vuelta de la esquina.

EL PLAN DE NAVIDAD

El Ministerio de Sanidad buscará este miércoles el consenso autonómico a sus recomendaciones para estas Navidades y evitar así 17 fiestas distintas, si bien hay comunidades que ya han adelantado que apuestan por aligerar las restricciones, mientras que otras prefieren endurecerlas para intentar evitar una tercera ola.

La propuesta inicial de Sanidad que dio a conocer hace una semana pasa por limitar las reuniones a un máximo de seis personas y retrasar hasta la 01:00 la limitación a la movilidad nocturna en Nochevieja y Navidad, no celebrar Cabalgatas de Reyes, así como ampliar las visitas a las residencias y realizar al interno pruebas diagnósticas a su regreso extremando la prevención y vigilancia.

Pero la intención de Salvador Illa es lograr el máximo acuerdo en torno a las Navidades, de forma que Sanidad y comunidades se dieron el pasado miércoles una semana más para tratar de alcanzar este objetivo.

No obstante, el ministro ha dejado claro que, aunque "no habrá 17 Navidades diferentes", la última palabra será de las comunidades autónomas.

En todo caso, según ha insistido este martes en el Senado, las medidas que confía en que salgan mañana del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud "tendrán que ver con aspectos de movilidad, de contactos sociales y con actividades de toda índole que se hacen en estas fiestas y que tienen que hacerse de forma distinta a como venían haciéndose en años anteriores".

A la espera de conocer cuál será el documento definitivo que presente mañana a las comunidades, varias han chocado ya con las restricciones propuestas por Sanidad, sobre todo las referentes a los límites horarios y de participantes en las reuniones. Sobre la mesa estará la cuestión de si se debe computar a los niños.

La mayoría de las autonomías que hasta la fecha han ido deslizando sus planes navideños prefiere flexibilizar las restricciones vigentes.

De hecho, solo Castilla y León ha pedido al Ministerio un margen para poder ser "más restrictiva" respecto a las medidas que se pacten en el Consejo Interterritorial respecto a los asistentes a las reuniones familiares, cierres perimetrales y limitación a la movilidad nocturna.

Por el contrario, la Comunidad de Madrid aboga por ampliar las reuniones familiares y sociales a un máximo de diez personas los días 24, 25 y 31 de diciembre y 1 y 6 de enero, así como posponer el límite a las movilidad nocturna de medianoche a la 1:30 en Nochebuena y Nochevieja.

Además, el Ejecutivo de Isabel Díaz Ayuso plantea realizar test diagnósticos a los estudiantes que vuelven a casa por estas fechas para garantizar que su salida y regreso son seguros; mientras tanto, el alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida, ha pedido "escalonar" en la "medida de lo posible" las visitas al centro para evitar las aglomeraciones vistas este fin de semana.

Cataluña, que acelerará en los próximos quince días cribados masivos en Barcelona ciudad y otras 18 poblaciones catalanas, ha propuesto que las cenas de Navidad sean también de diez personas, de un máximo de dos burbujas de convivientes, aunque aún no ha aclarado si los menores de 14 años contarán igual que los adultos en este cómputo.

El Gobierno Vasco también defenderá que se autoricen agrupaciones máximas de 10 personas los días de celebraciones y se amplíe la movilidad nocturna el 24 y el 31 de diciembre hasta la 1, así como levantar el confinamiento perimetral de municipios y comunidades autónomas.

Paralelamente, la Diputación de Gipuzkoa analiza cómo afrontar las Navidades en la red de residencias del territorio y ha advertido de que los usuarios que quieran salir de estos centros podrán hacerlo aunque al regresar tendrán que hacer cuarentena.

Andalucía tomará medidas en función de lo que aconsejen los expertos, que, según el vicepresidente de la Junta, Juan Marín, probablemente vayan en la línea de flexibilizar los horarios "y no sabemos si en la de abrir también los perímetros, al menos dentro de las provincias.

La Comunitat Valenciana desea que las fiestas sean lo más homogéneas posible en todo el territorio, aunque apuesta por permitir reuniones sociales con un máximo de seis personas y ampliar a diez las reuniones familiares, no celebrar cabalgatas y abrir la comunidad solo en días concretos como el 24, 25 y 31 de diciembre y el 1, 5 y 6 de enero.

Galicia considera que los menores de 10 años no deben contar para el límite en las cenas familiares, que debe fijarse por unidades familiares y no por personas como ha planteado el Ministerio.

Mientras que Asturias es partidaria de llevar a cabo cribados semanales en las residencias de ancianos y dependientes utilizando test de antígenos, menos fiables que las pruebas PCR, pero que ofrecen resultados más rápidos, una propuesta que espera que sea asumido por el pleno del Consejo para aplicarla en todo el país.

Aragón decidirá probablemente antes de Navidad si flexibiliza las restricciones de los confinamientos perimetrales y los aforos en hostelería y otros lugares de ocio.

Baleares no tiene previsto anunciar antes de mediados de este mes su programa anticovid navideño, y Canarias instaurará medidas "ad hoc" de prevención, para lo que tendrá reuniones con el sector comercial y de transportes.

LA RECTA FINAL DE LAS VACUNAS

Si el lunes fue compañía Moderna la que pidió a EE. UU. y a la UE que autorizara su vacuna, tras concluir con un 94,1 % de eficacia el ensayo clínico con 30.000 voluntarios, este martes ha sido Pfizer y su socio BioNTech, que aseguran un 95 % de efectividad, los que lo han solicitado.

La Agencia Europea del Medicamento, que ya está evaluando los dos prototipos basados en la novedosa tecnología del ARN mensajero (instrucciones para combatir el virus), ha fijado las fechas para que se pronuncie el Comité de Medicamentos de Uso Humano (CHMPE): el 29 de diciembre para el archivo de Pfizer y el 12 de enero para el de Moderna.

En caso de aprobar su comercialización condicional, se espera que la CE lo apruebe de inmediato y será entonces cada país el que deberá acordar con la farmacéutica correspondiente la distribución de esas vacunas de doble inyección, que en el caso de Pfizer precisa sistemas de ultracongelación a -80 grados, por lo que ya están en marcha las estrategias logísticas.

La Unión Europea, con más de 400.000 fallecidos por la covid-19, acordó en noviembre la compra de 300 millones de dosis de la vacuna de Pfizer y hace una semana, 160 millones de la de Moderna, sobre un total de más de 1.000 millones de dosis de diversas compañías, como la británica AstraZeneca, que también estudia ya la EMA.

En el contexto del reparto comunitario sobre la base de la población, el Consejo de Ministros ha autorizado este martes la adquisición de más de 52 millones de dosis de vacunas de las farmacéuticas Janssen, filial de la norteamericana Johnson & Johnson (20,8 millones), Moderna (8,3 millones) y la alemana CureVac (23,4 millones), que se suman a los de Pfizer y AstraZeneca.

Al margen quedan, al menos de momento, las vacunas chinas, como las de las empresas CanSino o Sinovac, también en fase 3 de una experimentación fuera de su territorio por la ausencia de contagios, que se perfilan como las ganadoras de esta carrera sin precedentes en los países menos desarrollados.

LAS CIFRAS AL DETALLE

El Ministerio de Sanidad ha notificado este martes 8.257 nuevos positivos por coronavirus, por lo que la cifra total se eleva hasta 1.656.444, con una incidencia acumulada de 265,76 casos por cada 100.000 habitantes, y el número de fallecidos suma 45.511, lo que supone 442 muertes más.

Según los datos notificados por las comunidades autónomas, en las últimas 24 horas, la presión hospitalaria en toda España por la covid-19 se sitúa en el 11,52 %, y un 26,30 % de las camas UCI está ocupada por enfermos de coronavirus.

El total de positivos diagnosticados en las últimas 24 horas ha sido de 3.841, siendo las autonomías que más casos han aportado Madrid (1.001), Cataluña (914), País Vasco (394) y Galicia (301).

Las que menos nuevos casos han registrado han sido Castilla y León (7), las ciudades autónomas de Ceuta (9) y Melilla (22) y la Región de Murcia (20).

En la última semana, han muerto 1.067 personas con coronavirus en España, la mayor parte en Andalucía (194), Asturias (137), Castilla y León (132), Aragón (111) y Comunidad Valenciana (104).

Respecto a la incidencia acumulada en los últimos 14 días, hay ocho comunidades autónomas que superan la media de 265: Castilla y León (403,16), Asturias (392,45), País Vasco (394,11), La Rioja (408,15), Cantabria (337,82), Aragón (337,53), Andalucía (294,92), Castilla-La Mancha (273,06). También Ceuta (326,74) y Melilla (401,22).

En el otro extremo, Canarias tiene tan solo 78,9 casos por cada 100.000 habitantes y Baleares, 198,35. Les sigue Extremadura con 226,19.

Actualmente, hay 14.243 pacientes ingresados con covid en los hospitales españoles, cuyas camas están ocupadas al 11,52 % por esta enfermedad; de ellos, 1.262 han ingresado en las últimas 24 horas, la mayor parte en Madrid (207), Cataluña (205) y Andalucía (152).

No obstante, en términos porcentuales las mayores cifras de camas ocupadas son las de Asturias (24,14 %), Castilla y León (17,99 %) y País Vasco (15,37 %).

En cuanto a las UCIS, hay 2.578 personas ingresadas, lo que representa una ocupación del 26,3%. Las unidades de críticos más colapsadas, por su parte, son las de La Rioja (50 %), Aragón (40,77 %), Castilla y León (40,38 %), Asturias (38,4 %) y Cataluña (30 %).

En la semana comprendida entre el 21 y el 27 de noviembre se han realizado en España 895.999 pruebas diagnósticas, con una positividad del 8,92 %.

Respecto a Europa, Rusia con 2.295.654 casos totales ocupa el primer lugar por número de afectados, seguida de Francia con 2.222.488, España con 1.656.444, Reino Unido con 1.629.657 e Italia con 1.601.554 casos.

Ahora bien, Estados Unidos continúa encabezando el listado mundial, con 13.295.605 infecciones diagnosticadas, y le siguen la India, con 9.431.691, y Brasil, con 6.290.272.

Los fallecidos en esta pandemia alcanzan ya los 1.460.223.

Comentarios