domingo 5/12/21

La cepa británica en España amenaza el primer retroceso del virus en la tercera ola

España registra un total de 57.806 muertos por coronavirus y 2.705.001 contagiados, tras sumar 34.899 nuevos casos y 515 muertes más
Miguel Iceta, Carolina Darias y Fernando Simón, en rueda de prensa en Moncloa tras la reunión del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS)
Miguel Iceta, Carolina Darias y Fernando Simón, en rueda de prensa en Moncloa tras la reunión del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS)

El ritmo de contagio del coronavirus en España ha dado un respiro este jueves, cuando por primera vez en esta tercera ola se ha reducido la incidencia acumulada, aunque la presión hospitalaria sigue creciendo entre las dudas de hasta dónde llegará el impacto de la variante británica, cada vez más presente.

Los últimos datos notificados por el Ministerio de Sanidad reflejan un "suave" descenso de la incidencia a 14 días hasta los 899 casos por cada 100.000 habitantes, diez menos que ayer, y la arrojada en los últimos 7 días desciende también de 414 a 397, lo que viene a confirmar la estabilización de la curva.

Sin embargo, las unidades de cuidados intensivos están ya al 42,8 por ciento de su capacidad y un 24 % de las camas ordinarias están ocupadas por pacientes covid, unas cifras que obligan a una "máxima vigilancia" de la evolución de la pandemia, en palabras de la ministra de Sanidad, Carolina Darias.

PRECAUCIÓN ANTE EL "MUY SUAVE" DESCENSO

Pese a que el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón, ha pedido tomar estos datos con "mucha precaución", ha confiado en que muy probablemente los próximos días se verá ese descenso "muy suave" de la incidencia en la media nacional.

De ahí que Darias, que ha presidido por primera vez el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud tras haber recibido ayer el testigo de Salvador Illa, haya resaltado la importancia de las restricciones implementadas por las comunidades porque "es muy fácil subir la incidencia, pero cuesta muchísimo bajar".

En estas semanas necesitamos bajar con la máxima rapidez, casi en rápel", ha subrayado Darias, quien ha insistido en que "nos esperan semanas difíciles", con lo que ha vuelto a hacer un llamamiento a la prevención porque "el virus no está derrotado" y "nuestro comportamiento responsable es muy importante".

Y esa presión se va a seguir manteniendo durante unos días más aun cuando la incidencia empiece a descender, ha reiterado Simón; sería posible una "estabilización" en la ocupación hospitalaria a principios de la semana que viene solo si se consigue una reducción drástica de la transmisión, porque, de lo contrario, seguiría subiendo la presión y la situación sería "muy complicada".

Algunos hospitales ya están sufriendo una "situación muy complicada", lo que les ha obligado a desprogramar la actividad rutinaria.

LA VARIANTE BRITÁNICA AVANZA

Todo ello bajo la amenaza de la variante británica que poco a poco se va extendiendo por otros países de Europa, incluida España, donde ahora ocupa entre un 5 % y un 8 % de los casos, aunque en algunos territorios "pequeños" supera el 20 %.

La velocidad con la que se extiende hace pensar al epidemiólogo que a finales de febrero o a principios de marzo la mitad de los casos activos en España serán a causa de ella.

Según el director del CCAES, el ritmo de expansión de la variante británica dependerá de la "calidad" con la que se implementen las medidas de control.

Tras recordar que "en muchos puntos" de España "todavía hay cierto margen" para implementar más restricciones sin llegar a reformar el decreto de estado de alarma, ha precisado que la decisión no corresponde tomarla a los técnicos del CCAES, aunque sí creen que "hay que hacer un esfuerzo por un control radical de la transmisión cuanto antes".

Ha admitido además que la variante británica genera "dudas, muchas dudas" sobre la incidencia que tendrá el coronavirus en las próximas semanas, de modo que, si evoluciona "más rápido" de lo que se prevé, el impacto de la vacunación en la ralentización de los contagios será menor de lo esperado.

SE MANTIENE LA PREVISIÓN: EN VERANO EL 70 % ESTARÁ VACUNADO

Por su parte, Darias ha descartado, como ya hizo su antecesor en varias ocasiones, modificar el decreto del estado de alarma y ha mantenido las previsiones de que para el verano, el 70 % de la población estará inmunizada, un objetivo común en toda la UE pese a los retrasos del suministro por parte de Pfizer hace dos semanas y el anuncio de AstraZeneca de que reducirá su suministro en Europa.

Sobre ello, la ministra ha indicado que el próximo domingo, Moderna entregará 52.000 dosis que serán distribuidas el lunes a la Península y el martes a las islas.

También ha afirmado que las comunidades ya están aprovechando las seis dosis de cada vial de Pfizer, con lo que la partida semanal de este laboratorio sube a 422.000.

En cuanto a las personas que se han saltado el protocolo para recibir la vacuna, la ministra ha considerado que deben ser criterios médicos los que determinen si deben recibir la segunda dosis.

"Las personas que se saltan el protocolo deben tener el rechazo social sin duda alguna, pero en cuanto a poner la segunda dosis o no deben ser los criterios médicos los que se pronuncien al respecto", ha resaltado.

En la reunión de este miércoles, Gobierno y comunidades han dado luz verde a un acuerdo, aunque no por unanimidad, en el que se resalta que "seguir fielmente las indicaciones de dicha estrategia, que son las que nos han dado los expertos en base a criterios científicos y éticos, constituye la mejor garantía para lograr superar con rapidez y eficacia la pandemia".

"Y, por ello, no son admisibles ni atajos ni desviaciones indebidas respecto de lo que entre todos hemos acordado", añade.

EXTREMAR EL SEGUIMIENTO DEL PROTOCOLO DE VACUNACIÓN

Sanidad y comunidades se emplazan así a "extremar el seguimiento, análisis y control de la aplicación de la estrategia de vacunación, adoptando las medidas preventivas y correctivas que resulten necesarias para garantizar que los procesos de vacunación se llevan a cabo de acuerdo con lo acordado en dicha Estrategia".

Pero, según ha precisado Darias, "las medidas correctivas en ningún caso se refieren a sanciones, sino a correcciones del propio proceso de vacunación".

Mientras, el ritmo de vacunación ha descendido con algo menos de 39.157 dosis administradas en las últimas 24 horas cuando la media de los últimos días se aproximaba a las 60.000 inyecciones diarias; hasta la fecha se han administrado un total de 1.395.618 dosis y han recibido las dos dosis un total de 192.759 personas, 19.000 más que el miércoles.

LOS DATOS AL DETALLE

España ha notificado este jueves 34.899 nuevos positivos de covid-19 y 515 muertes más, con una incidencia acumulada de 889 casos por 100.000 habitantes en 14 días, diez puntos por debajo de este miércoles, con lo que en España se sigue frenando el ritmo de contagios.

Según los datos facilitados este jueves por el Ministerio de Sanidad, el crecimiento de la pandemia se ralentiza como demuestra también la evolución de la incidencia a siete días, que baja por segunda jornada consecutiva de los 420 casos por 100.000 habitantes del martes y los 414 del miércoles a los 397 de este jueves.

La presión hospitalaria en las unidades de cuidados intensivos es del 42,8 por ciento, ligeramente por encima de la de ayer, que fue del 41,9 por ciento.

Pese a que en rueda de prensa el portavoz del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES) ha pedido tomar estos datos con "mucha precaución", ha confiado en que muy probablemente los próximos días se verá ese descenso "muy suave" de la incidencia en la media nacional.

Simón ha alertado de que una comunidad autónoma ha tenido algún problema con los datos, con lo que puede haber "algún margen de error".

Desde que comenzó la pandemia, 2.705.001 personas se han contagiado en España y 57.806 han muerto.

La Comunidad Valenciana sigue liderando la incidencia acumulada, con 1.438 casos por 100.000 habitantes en los últimos 14 días, seguida de Castilla y León con 1.414, Murcia con 1.338, La Rioja con 1.324 y Casilla-La Mancha con 1.238 y Extremadura con 1.224. También la ciudad autónoma de Melilla supera el millar.

Por debajo del umbral de 500 casos por cada 100.000 habitantes en 14 días solo se encuentran Canarias con 186, Cantabria con 397, y el País Vasco y Navarra, con 492 y 493 respectivamente.

Cerca del millar de casos por cada 100.000 habitantes en 14 días están la Comunidad de Madrid (994) y Andalucía (886). A estas autonomías le siguen Aragón (771), Galicia (751), Baleares (631), Cataluña (573) y Asturias (566), además de Ceuta (549).

PRESIÓN HOSPITALARIA

En los hospitales españoles hay 30.726 personas hospitalizadas con covid, que ocupan un 24 % de las camas totales, de las cuales 4.608 personas están en cuidados intensivos y ocupan el 42,8 % de las camas UCI.

La Comunidad Valenciana lidera la ocupación en las unidades de cuidados intensivos con el 62,9 por ciento. Con tasas de ocupación en las UCI por encima del 50 por ciento se sitúan también La Rioja (58,6), Castilla-La Mancha (54,53 por ciento), Melilla (52,9 por ciento), la Comunidad de Madrid (51,6) y Cataluña (50,6).

A estas autonomías le siguen Castilla y León (49,1), Extremadura (48,58) y Baleares (44,6). Solo Canarias con un 15 % y Navarra con un 24 % se sitúan por debajo del umbral del 25 % de las camas UCI ocupadas por pacientes covid.

Además, Fernando Simón ha augurado que esa presión se va a seguir manteniendo durante unos días más, pese a que comience el descenso en la incidencia.

Sería posible una "estabilización" en la ocupación hospitalaria a principios de la semana que viene solo si se consigue una reducción drástica de la transmisión, porque, de lo contrario, seguiría subiendo la presión y la situación sería "muy complicada".

FALLECIDOS

En las últimas 24 horas, se han notificado 515 muertes. En la última semana han fallecido por coronavirus 1.783 personas.

La Comunidad Valenciana concentra 469 de las muertes de los últimos siete días, mientras que en Andalucía ha habido 278; en Extremadura, 131, en Galicia 113, 99 en Castilla y León, 87 en Madrid y 85 en Aragón.

PRUEBAS Y POSITIVIDAD

Sanidad ha informado de que se han practicado un total de 1.096.033 pruebas diagnósticas entre los días 17 y 23 de enero, con una positividad del 15,85 por ciento. En Castilla-La Mancha y la Comunidad Valenciana casi 3 pruebas de cada diez resultan positivas: su tasa de positividad es del 29,14 y del 29,04 %, respectivamente.

VACUNAS ADMINISTRADAS

El ritmo de vacunación ha descendido con algo menos de 39.157 dosis administradas en las últimas 24 horas cuando la media de los últimos días se aproximaba a las 60.000 inyecciones diarias.

Según el balance facilitado por Sanidad, se han administrado un total de 1.395.618 dosis desde hace un mes cuando se inició el plan de vacunación y hasta el momento se ha administrado la dos dosis a 192.759 personas, 19.000 más que el miércoles.

Del total de 1.769.055 dosis suministradas a las comunidades autónomas, se han inyectado el 78,9 por ciento, 1.369.272 de Pfizer y 26.346 de Moderna.

La comunidad con un mayor porcentaje de vacunas administradas sobre las recibidas es Murcia, con el 88,5 %, seguida de Aragón, con el 87,5 y Castilla y León con el 87,3 %.

También por encima de la media nacional se sitúan Andalucía, Aragón, Asturias, Canarias y Castilla-La Mancha.

En el último lugar se sitúa el País Vasco, con el 67,6 por ciento, seguido de La Rioja con el 71,9 por ciento.

Por número de dosis administradas encabeza las vacunaciones las comunidades más pobladas, comenzando por Andalucía con 265.620, seguida de Cataluña (208.177) y Madrid (177.972).

La comunidad que tiene más ciudadanos con la vacuna completa es Andalucía, con 55.004 personas que ya han recibido las dos dosis.

Le siguen Cataluña, con 23.263 y Castilla y León, con 19.658 personas.

Comentarios