martes 4/8/20

Junta inicia una campaña de recomendaciones a las personas mayores ante el calor

La consejera de Bienestar Social ha indicado que “el Servicio Público de Teleasistencia no solo atiende e interviene en situaciones de emergencia, sino que sirve también para prevenir”. Por ello, ha destacado que esta semana “se inicia esta campaña informativa que permanecerá activa durante los meses de verano, para dar a conocer a los más de 54.500 usuarios del servicio de los peligros de las altas temperaturas y las olas de calor”
Junta inicia una campaña de recomendaciones a las personas mayores ante el calor
Junta inicia una campaña de recomendaciones a las personas mayores ante el calor

La Consejería de Bienestar Social ha iniciado la campaña de recomendaciones a las personas mayores para actuar ante las altas temperaturas estivales, que se está llevando a cabo a través del Servicio Público de Teleasistencia, en el que hay 54.500 usuarios en Castilla-La Mancha.

La campaña, que se ha puesto en marcha esta semana, estará activa durante todo el verano para difundir entre las personas mayores los peligros que conllevan las altas temperaturas y las olas de calor, ha informado este martes en una nota de prensa la Consejería de Bienestar Social.

Asimismo, ha precisado que se desarrollará a través del Servicio Público de Teleasistencia, que no solo atiende a sus 54.500 usuarios e interviene en situaciones de emergencia, "sino que sirve también para prevenir", ha explicado la consejera de Bienestar Social, Aurelia Sánchez.

Bienestar Social ha indicado que desde el centro de atención del Servicio Público de Teleasistencia, ubicado en Guadalajara, se hace un seguimiento diario de los niveles de riesgo por altas temperaturas en cada una de las cinco provincias de la región, para después informar a cada uno de los usuarios sobre las situaciones a las que están expuestos, así como de las recomendaciones que deben seguir para evitar los efectos adversos del calor.

Este dispositivo hace especial seguimiento de los usuarios que tienen mayor riesgo de sufrir algún problema por sus características sanitarias o sociales y refuerza la necesidad de llevar puesto el medallón en todo momento para alertar de cualquier incidencia.

Ante las altas temperaturas, se recomienda a las personas mayores el consumo de agua, evitar las comidas calientes, vestirse con ropa ligera y de colores claros, así como usar calzado cómodo y transpirable.

También se les recomienda que no realicen actividades en el exterior entre las 12.00 y las 17.00 horas, evitar la exposición prolongada al sol, usar crema solar de protección, sombrero y gafas de sol, así como no usar los transportes públicos llenos y sin aire acondicionado.

En cuanto al domicilio, las recomendaciones pasan por bajar las persianas durante las horas de sol y abrirlas al atardecer, refrescar el ambiente con ventiladores o aire acondicionado y refrescarse de manera continua.

Además, los usuarios pueden pulsar el 'botón rojo' del colgante del Servicio Público de Teleasistencia para enviar ayuda al domicilio si sienten algunos de los síntomas que se corresponden con un golpe de calor como sed, mareo o náuseas, debilidad, dolor de cabeza intenso, temperatura corporal demasiado baja o demasiado alta, así como piel caliente, roja y seca.

Más información en vídeos 
Comentarios