martes 22/6/21

Los asesinatos de Olivia y Anna a manos de su padre conmocionan a toda España

Se confirma que el cuerpo rescatado en el mar es el de la niña Olivia y la búsqueda de la pequeña Anna se centra en un área de escasos metros en el fondo del mar en Tenerife
Los asesinatos de Olivia y Ana a manos de su padre conmocionan a toda España
Los asesinatos de Olivia y Ana a manos de su padre conmocionan a toda España

El hallazgo del cuerpo de la pequeña Olivia Gimeno, secuestrada por su padre junto a su hermana Anna en Tenerife, y el asesinato de la joven sevillana Rocío Caíz, presuntamente por su expareja, han conmocionado a toda España, que ha expresado en silencio su repulsa por los crímenes de las menores.

Multitud de personas han guardado este viernes en las calles minutos de silencio por las muertes de las dos menores, la pequeña Olivia, de seis años, y Rocío de 17; unos crímenes que han hecho saltar todas las alarmas de las violencia machista y vicaria, la que ejercen padres para causar el mayor daño a sus madres.

El movimiento feminista ha convocado concentraciones a las diez de esta noche frente a los ayuntamientos de pueblos y ciudades de todo el país tras este repunte de asesinatos.

"Lo vamos a tirar", "ni una menos" y "si nos tocan a una, nos tocan a todas" son los lemas de esta convocatoria de urgencia, que se ha puesto en marcha tras la aparición del cuerpo sin vida de Olivia, por cuya muerte ha expresado "dolor y tristeza" la reina Letizia, al igual que lo ha hecho por Rocío.

"No puede haber nadie que no intente ponerse en la piel de las personas que aman a estas niñas, a estas menores asesinadas", ha dicho emocionada la reina.

Por ello, la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, ha querido dejar claro que hay una violencia contra las mujeres por el hecho de serlo y que además se les ataca a través de lo que mas quieren, sus hijos.

Y ha pedido combatir a quienes lo niegan porque "debilitan la conciencia común de una sociedad que tiene que plantar cara de manera unánime y firme frente a esto".

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha apelado a la justicia feminista: "todas esas mujeres y niñas necesitan hoy nuestro abrazo, el apoyo del conjunto de la sociedad y necesitan justicia feminista", ha señalado la número dos de Podemos.

Montero ha reconocido que hay "una parte muy importante del dolor y de la violencia ejercida contra esas mujeres y esas niñas que es absolutamente irreparable", algo que le pesa, especialmente como ministra de Igualdad, al no haber llegado a tiempo.

El presidente del Gobierno de Canarias, Ángel Víctor Torres, ha tildado también lo ocurrido en Tenerife como la "muestra de la violencia más cruel y retorcida a la que ejerce -ha dicho- un hombre sobre la mujer arrebatándole lo que más quiere, a sus hijos e hijas".

Visiblemente enfadado, el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, ha tachado de "miseria humana" a los autores de los asesinatos tanto de Olivia, como de Rocío Caíz, de Martín de la Jara (Sevilla).

Moreno ha dicho no encontrar "por mucho que lo piense ninguna explicación posible" porque "evidentemente no la tiene" para esos actos de "crueldad" para los que hay que ser "un hijo de tal" y ha insistido en que es algo "tan fuerte" que se le "encoge el alma".

También el presidente de Murcia, Fernando López Miras, ha expresado el "cariño, apoyo y afecto" de esa comunidad a la madre de Olivia, y su "rechazo, condena, repulsa y frustración" ante este crimen, y ha emplazado a permanecer "unidos" como sociedad para intentar que no haya "malnacidos de esa calaña entre nosotros".

Según ha señalado en una entrevista a Efe la nueva fiscal de sala coordinadora contra Violencia sobre la Mujer, Teresa Peramato, la violencia vicaria no es una enfermedad mental, es "simplemente maldad" y su origen está en el ánimo de dominación, control y posesión del maltratador sobre la mujer que también es madre.

La mayoría de los 39 asesinatos de menores por sus padres o las parejas o exparejas de sus madres desde 2013 se produjeron tras la separación, el divorcio o el inicio de la mujer de una nueva relación sentimental. También es el caso de las niñas Anna y Olivia de Canarias, que aún no figuran en las estadísticas oficiales.

Desde el final del estado de alarma se está registrando un repunte de feminicidios: la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género ha confirmado la naturaleza machista de los asesinatos de nueve mujeres y un menor, más de la mitad de todos los asesinatos perpetrados en el 2021.

En lo que va de año, 17 mujeres y dos menores han sido asesinados en crímenes de género.

El 016 atiende a todas las víctimas de violencia machista las 24 horas del día y en 52 idiomas diferentes, al igual que el correo [email protected] También se presta atención mediante WhatsApp a través del número 600000016. 

SIGUE LA BÚSQUEDA DE LA PEQUEÑA ANNA

El buque oceanográfico Ángeles Alvariño ha continuado este viernes la búsqueda en la zona donde este jueves fue hallado el cadáver de la pequeña Olivia, de 6 años, sin que por ahora se haya encontrado rastro de su hermana menor, Anna, de 1 año, o de su padre Tomás, que desapareció junto con las menores el pasado 27 de abril tras decidir no entregárselas a la madre.

Después de la confirmación judicial de que el cadáver encontrado este jueves era el de Olivia, los investigadores intentan ahora hallar algún rastro de Anna y de su padre y para ello el Ángeles Alvariño no ha dejado de rastrear en lo que va de día la zona donde el móvil de Tomás hizo su última conexión.

El buque, dotado de un sónar y un robot submarino, está de forma ininterrumpida rastreando una zona que tiene una profundidad de entre 1.000 y 2.000 metros y en principio continuará estos trabajos hasta el lunes 14 de junio aunque, según ha adelantado el delegado del Gobierno en Canarias, Anselmo Pestana, la estancia se podría alargar unos días más en función de lo que se pueda encontrar.

Mientras que continúa la investigación supervisada por un juzgado de Güímar, municipio en el que apareció la lancha a la deriva del padre de las niñas, la sociedad canaria ha expresado hoy su indignación y tristeza por el hallazgo en el fondo del mar del cuerpo de Olivia y aguarda la expectativa de otras noticias que se anticipan también terribles.

Las concentraciones, condolencias, muestras de solidaridad y minutos de silencio se han hecho incontables en España y en Canarias, pero sobre todo en Tenerife, en cuya costa ya se ha hecho habitual ver al Ángeles Alvariño.

Representantes de todas las instituciones, como la reina Letizia, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, han clamado contra un crimen machista con el que un hombre ha procurado a su exmujer el máximo dolor posible, un daño que sienten como propio millones de personas.

El hallazgo del cuerpo de Olivia a mil metros de profundidad, dentro de una bolsa atada a un ancla causó consternación en la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Santa Cruz de Tenerife que desde hace 45 días busca "de forma incansable" a las dos menores y a su padre.

Ya no solo parlamentos, gobiernos ayuntamientos, cabildos o sindicatos guardaron un minuto de silencio por este crimen machista, sino que también todas las comisarías de la Policía Nacional apoyaron con su silencio a la familia y especialmente a la madre Beatriz, que siempre confió en que el secuestro de las pequeñas el 27 de abril acabaría con su regreso sanas y salvas.

El Gobierno de Canarias ha recibido este crimen como "una muestra de la violencia más cruel y retorcida, la violencia vicaria, la que ejerce un hombre sobre una mujer arrebatándole lo que más quiere: a sus hijas e hijos. Una violencia instrumental en la que se utiliza a menores para causar en la mujer un daño mayor que si la agrediera a ella directamente".

Según la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género, Olivia se suma a una larga lista de menores asesinados por sus padres o por las parejas de sus madres en el marco de la violencia machista, 39 desde 2013. 

Comentarios