viernes 18.10.2019

Siguen las críticas de jueces al ministro Catalá y el PSOE le pide que aclare su acusación

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, en una imagen de archivo atendiendo a medios de comunicación
El ministro de Justicia, Rafael Catalá, en una imagen de archivo atendiendo a medios de comunicación

Un día después de que el ministro de Justicia, Rafael Catalá, criticase al juez que emitió el voto particular en el caso de la Manada, el Tribunal Superior de Justicia de Navarra ha salido en defensa del magistrado, mientras que el PSOE ha pedido al ministro que aclare su acusación o esté "callado".

Este martes, el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN), Joaquín Galve, ha asegurado que Catalá cometió un "ataque directo a la independencia del poder judicial", motivo por el que junto al resto de jueces y magistrados navarros suscribió ayer un escrito indicando que esto debería "provocar su inmediata dimisión".

En concreto, Galve ha considerado que el juez discrepante, Ricardo Javier González, es "una persona absolutamente normal, buen juez" y ha dicho desconocer si tiene algún problema que le impida ejercer como magistrado.

Este lunes, el ministro Catalá dijo que "todos saben" que ese magistrado "tiene algún problema singular" y que el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) "debería haber actuado preventivamente" contra él, posición que fue apoyada por la portavoz del PSOE en el Congreso y exmagistrada, Margarita Robles, y el secretario de Organización del partido, José Luis Ábalos.

Sin embargo, este martes, Pedro Sánchez se ha desmarcado de las palabras del ministro: "yo no lo diría así", ha corregido cuando le han preguntado por el "apoyo" de los socialistas a Catalá y ha explicado que el PSOE, como "partido de gobierno" que es, no va a "entrar en disquisiciones sobre la actuación personal de un magistrado".

Tras señalar que debe ser el CGPJ el que lo haga, Sánchez ha reprochado al ministro que sus declaraciones no estén "ayudando a centrar el debate donde realmente se tiene que centrar, que es una sentencia que no recoge el espíritu y los valores de una sociedad que el 8 de marzo cambió".

"Le pedimos al ministro de Justicia que no sea torpe, que si tiene alguna acusación particular, personal que hacer sobre el magistrado, aclare a qué se refiere; si no, lo mejor es estar callado", ha dicho Sánchez antes de participar en la manifestación del 1 de Mayo.

En la misma línea, desde el PSC, el primer secretario general, Miquel Iceta, ha considerado "absolutamente indefendibles" las declaraciones de Catalá.

Iceta ha subrayado que un ministro de Justicia "no puede hablar de situaciones concretas de jueces" y que lo que debería hacer es preocuparse por que la aplicación de la ley "sea lo más severa posible en delitos contra la libertad sexual".

También desde el Partido Socialista, la secretaria general del PSE-EE, Idoia Mendia, ha recordado que los jueces son "servidores públicos" y los ciudadanos tienen derecho a cuestionar sus decisiones, sin que ello suponga cuestionar su independencia.

Pese a estas declaraciones, Mendia no ha entrado, en concreto, en la polémica entre Catalá y el CGPJ por considerar que "seguramente tiene más ingredientes" que ignora.

En la misma línea, el secretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, ha dicho comprender que los ciudadanos protesten ante una resolución judicial, pero que los políticos deben tener "cautela".

Para Villegas, las declaraciones de Catalá "no son adecuadas" si bien ha reconocido que la sentencia es difícilmente asumible, "sobre todo para aquellos que tenemos hijas".

Desde Podemos, su líder, Pablo Iglesias, ha pedido que no se ponga el foco en el juez que emitió el voto particular sino en el fallo.

"Creo que es fundamental no apartar el foco del elemento fundamental. Nosotros no vamos a entrar en ningún cambio de foco", ha insistido.

No obstante, ha remarcado que lo que dice el voto particular del magistrado González es una "indignidad impropia de la democracia española".

Además de los partidos, otros colectivos han expresado hoy su opinión.

El Sindicato de Estudiantes ha hecho un llamamiento a los jóvenes a movilizarse contra la sentencia secundando la huelga convocada para el 10 de mayo en institutos y universidades y acudiendo a las concentraciones que tendrán lugar en varias ciudades del país.

Y desde Asturias, las monjas Clarisas de Villaviciosa se han unido al clamor popular con un poema que han difundido en las redes sociales y en el que se refieren a los cinco condenados como "cerdos salvajes" y "lobos grises".

Más información en vídeos 
Comentarios