miércoles 22.01.2020

Un proyecto de telemedicina mejorará la atención de pacientes en zonas rurales de CLM

La reunión de arranque con representantes de la Comisión Europea ha permitido precisar con más detalle las necesidades del Servicio de Salud, de manera que el proyecto estará perfectamente adaptado a las características de Castilla-La Mancha
Un proyecto de telemedicina mejorará la atención de pacientes en zonas rurales de Castilla-La Mancha
Un proyecto de telemedicina mejorará la atención de pacientes en zonas rurales de Castilla-La Mancha

El Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam) está trabajando en un proyecto innovador para mejorar la calidad en la atención a los pacientes en zonas rurales de la región, a través de las nuevas tecnologías de telemedicina.

La Consejería de Sanidad ha explicado en un comunicado que la telemedicina permite mejorar la integración entre niveles asistenciales, la eficiencia de los servicios, la prevención y promoción, con la provisión de servicio desde múltiples canales, presencial y no presencial, que asegura la calidad y la seguridad, y además añade valor a la salud y a la experiencia de las personas.

Así se ha puesto de manifiesto en la primera reunión mantenida entre representantes del Sescam, de la Comisión Europea y de la empresa consultora Everis, que ha servido de arranque de este proyecto con el que se busca reducir la necesidad de desplazamientos, en una región con más de dos millones de habitantes y una dispersión territorial de 80.000 kilómetros cuadrados.

La introducción de la atención no presencial en los sistemas sanitarios es una oportunidad para una atención individualizada centrada en las necesidades de las personas, más proximidad en la atención, una transformación digital en la asistencia, una atención más integrada entre niveles asistenciales, un modelo de atención innovador, y un uso más eficiente y sostenible de los servicios asistenciales.

Además, ofrece un acceso más dirigido a las personas usuarias de los servicios sanitarios, una apuesta más clara por los ámbitos de promoción y prevención, una intensificación de la interacción de los profesionales, una mayor corresponsabilidad y autonomía de la persona en la toma de decisiones sobre su salud y una mayor capacidad del sistema para resolver las demandas y necesidades concretas de forma segura y fiable.

En la reunión, se ha acordado evaluar el impacto de la introducción de las consultas no presenciales en lo que respecta a la accesibilidad a servicios sanitarios y profundizar en una respuesta integrada a las necesidades del nuevo perfil de la ciudadanía, que pasa por realizar la provisión de servicio desde múltiples canales.

El proyecto se centra en la Salud Digital, lo que se traduce en el conocimiento y la práctica asociada con cualquier aspecto de adoptar tecnologías digitales para mejorar la salud, y en eHealth, es decir, la combinación de comunicaciones electrónicas y TIC en el sector de la salud para compartir, almacenar y usar datos relacionados con la prevención, diagnóstico, tratamiento y monitorización, tanto presencialmente como no.

Más información en vídeos 
Comentarios