martes 23.07.2019

Los obispos dicen que el prior "aceptará" lo que diga el TS sobre la exhumación de Franco

Y hacen un llamamiento a "mirar hacia delante", a la "superación de la guerra, de los años de la República y de los años del franquismo"

Los obispos dicen que el prior "aceptará" lo que diga el TS sobre la exhumación de Franco
Los obispos dicen que el prior "aceptará" lo que diga el TS sobre la exhumación de Franco

El secretario general de la Conferencia Episcopal Española (CEE) y obispo auxiliar de Valladolid, Luis Argüello, ha indicado que el prior del Valle de los Caídos "aceptará" lo que el Tribunal Supremo dicte sobre la exhumación de los restos de Francisco Franco y ha hecho un llamamiento a "mirar hacia delante", a la "superación de la guerra, de los años de la República y de los años del franquismo".

"Estamos en un espacio en el que la Iglesia celebra la liturgia pero también es un lugar que pertenece al patrimonio del Estado, el Valle de los Caídos, donde está enterrado el general Franco. Los españoles necesitamos abordar esa situación. Al no haber un acuerdo, los tribunales tienen que hablar y el abad aceptará lo que el tribunal diga", ha asegurado.

Así lo ha indicado este miércoles 5 de junio durante un desayuno informativo organizado por Nueva Economía Fórum y celebrado en el Casino de Madrid. El obispo ha sido presentado por el presidente de Cáritas Española, Manuel Bretón.

Preguntado por si acertó el prior del Valle de los Caídos al negar la entrada a la abadía, a la vista de la decisión del Supremo de paralizar la exhumación de Franco, Argüello ha precisado que la Iglesia particular de Madrid así como la española y, en la medida en que se han elevado consultas, la Santa Sede, han mantenido el mismo criterio de "diálogo".

"En principio, la propuesta era de búsqueda de un acuerdo entre el Gobierno y la familia que de alguna manera está llamándonos a la superación de un conflicto, de una guerra en la que debemos tener en cuenta también los años anteriores de la República y los años posteriores del franquismo y buscar, más allá de la dialéctica de los contrarios, un tercero reconciliador y de mirar hacia delante. Si esto no ha sido posible el criterio ha sido siempre que los tribunales hablen", ha zanjado.

NO QUEDARSE EN EL HORIZONTE DE 4 AÑOS

Por otro lado, en un contexto de pactos y negociaciones para la formación de gobiernos, tras las elecciones municipales y autonómicas del pasado 26 de mayo, Argüello ha invitado a no centrarse en si uno ha ganado "por un voto más o por un millón" sino a formar gobiernos que busquen el "bien común", y a mirar a medio y largo plazo, no solo en el "pequeñito horizonte de 4 años" para abordar "los desafíos tan tremendos de la crisis del Estado del Bienestar o de la revolución tecnológica".

"Si se gana por un voto o por un millón, se ha ganado pero la sociedad somos todos: los que han ganado, los que han quedado en medio, los que pierden, incluso los que no votan. Hago un llamamiento a que cualquier gobierno que se forme tenga en cuenta el bien común de todos los españoles", ha pedido.

PODEMOS Y LOS ACUERDOS IGLESIA-ESTADO

Sobre la posibilidad de que Unidas Podemos entre en el futuro gobierno de España junto al PSOE y exija la derogación de los Acuerdos de la Santa Sede con el Estado español, Argüello ha asegurado que "si esto se planteara", desde la Iglesia estarían "dispuestos a ver qué se plantea" aunque ha recordado que el interlocutor no es la CEE sino el Vaticano.

Por otro lado, sobre Cataluña, el secretario general de los obispos opina que antes que hablar de la relación entre Cataluña y el resto de España, "está la propia problemática interna de la sociedad catalana". "No podemos movernos por las reglas mayoritarias de uno más o uno menos", ha concretado.

"LA IGLESIA NO TIENE COMO ESTUPENDO LAS BANDERAS"

Además, Argüello ha subrayado que "la Iglesia no tiene como estupendo las banderas y las fronteras" y ha explicado que "las acoge como expresión concreta del amor patrio, pero siempre en el coloquio por lo universal".

También se ha puntualizado que la Iglesia es "respetuosa con los pueblos y sus maneras de organizarse". En esta línea, ha pedido que las "particularidades" de las regiones de España no se "cierren endogámicamente en sí mismas" pero que tampoco la "universalidad haga desaparecer dichas particularidades".

Más información en vídeos 
Comentarios