Miércoles 19.12.2018

Más de 300 municipios de CLM se implican en la gestión de residuos eléctricos y aceite

El Gobierno de Castilla-La Mancha y 311 municipios firman un convenio para adecuar los puntos limpios y contribuir a la lucha contra el cambio climático

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha firmado un convenio de colaboración con alcaldes de municipios de la región para la gestión de los residuos
El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha firmado un convenio de colaboración con alcaldes de municipios de la región para la gestión de los residuos

Un total de 311 municipios de la región donde viven más de medio millón de personas se van a ver beneficiados por el convenio de colaboración firmado este miércoles con la Consejería de Agricultura, para recuperar material eléctrico y electrónico y recoger aceite usado de uso doméstico.

El convenio ha sido rubricado entre el titular regional de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo; el presidente de la Diputación de Guadalajara, José Manuel Latre (en representación de todos los municipios de esta provincia acogidos al convenio), ediles de localidades integradas en Comsermancha, como Alcázar de San Juan, y alcaldes de otras ciudades como Daimiel, Almansa y Seseña.

El consejero ha explicado que la subvención global que van a recibir estos municipios alcanza los 198.000 euros, que van a servir para adecuar puntos limpios para que se puedan recuperar aparatos eléctricos y electrónicos y también para poner en marcha sistemas de recogida de aceite usado.

Martínez Arroyo ha enumerado la veintena de municipios que recibirán la subvención para la adecuación de los puntos limpios para la recogida del material eléctrico y electrónico y ha precisado que, en el caso del Consorcio de Residuos de Guadalajara y del Ayuntamiento de Daimiel, la ayuda será para la recogida de aceite usado.

El consejero ha aprovechado la firma de este convenio para la gestión de residuos, para reiterar el compromiso del Ejecutivo de Castilla-La Mancha en la lucha contra el cambio climático y se ha referido al reciente informe elaborado por expertos asesores de la ONU que advierten sobre la necesidad de frenar esta tendencia.

En este contexto ha indicado que, a día de hoy, en Castilla-La Mancha, "hemos cumplido los compromisos de reducción de gases de efecto invernadero que teníamos para el año 2020 y, en estos momentos, se está fijando el compromiso para 2030".

Ha agregado que el objetivo de Castilla-La Mancha es "estar a la vanguardia en el cumplimiento de esos retos en materia de cambio climático", para lo que el Gobierno regional está elaborando la Ley Regional de Economía Circular, que va a ser, ha dicho, "un símbolo de la lucha contra el cambio climático y de la capacidad de orientar la economía a un modelo circular y no lineal".

Ha recordado que esta normativa se encuentra en estos momentos en fase de exposición pública hasta finales del mes de noviembre, "para que todos aquellos ciudadanos y colectivos que quieran hacer observaciones y sugerencias lo puedan hacer".

Martínez Arroyo ha recordado también que el Gobierno regional se comprometió, a raíz del incendio del vertedero de neumáticos de Seseña (Toledo) a eliminar todos los acopios de neumáticos de la región antes de que acabara la legislatura y ha asegurado que "se están retirando los últimos".

Sobre los compromisos incluidos en el convenio firmado este miércoles, ha indicado que los puntos limpios que se van a adecuar van a permitir incrementar la recogida de los materiales eléctricos y electrónicos en la región, que ya en 2017 fue muy positiva, ha dicho, con un incremento del 8 por ciento respecto a 2016.

Concretamente, se recogieron 12.552 toneladas, de los que el 90 por ciento provinieron de los hogares y el 10 por ciento restante del comercio y de la industria.

En este contexto ha subrayado también como un dato positivo que, de todo lo que se recoge en la región, se valoriza el 94 por ciento, lo que supera las expectativas regionales y la media nacional.

Por su parte, el presidente de la Diputación de Guadalajara ha valorado la firma de este convenio, del que se van a beneficiar 288 municipios y 400 núcleos poblados de la provincia, y ha destacado su utilidad para cumplir el reto del cuidado del medio ambiente y de frenar el cambio climático.

De su lado, el alcalde de Seseña, Carlos Velázquez, ha mostrado también su satisfacción por este convenio, cuyo objetivo coincide con la apuesta de esta localidad por el medio ambiente y por políticas responsables, que van a tener efectos positivos "para nuestros hijos y los hijos de nuestros hijos, para tener unos municipios más limpios y una comunidad autónoma mejor", ha dicho. 

Más información en vídeos 
Comentarios