Gobierno y CCAA trabajarán juntos en renovar el pacto contra la violencia machista

Castilla-La Mancha defiende el Pacto de Estado contra la Violencia de Género como un acuerdo político de primer nivel que protege a las víctimas
Gobierno y CCAA trabajarán juntos en renovar el pacto contra la violencia machista
photo_camera Gobierno y CCAA trabajarán juntos en renovar el pacto contra la violencia machista

El Gobierno y las comunidades autónomas crearán un espacio de trabajo conjunto para la renovación del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, cuyo dictamen se firmó ya en las Cortes el pasado 25 de noviembre, pero en el que abordarán las herramientas necesarias para garantizar la continuidad del acuerdo.

Este es uno de las iniciativas a la que han llegado el Ministerio de Igualdad y las comunidades en la Conferencia Sectorial, que ha presidido la ministra Irene Montero en el Senado, y en la que han ratificado el reparto a las comunidades de 300 millones de euros para facilitar la conciliación y a proyectos contra la violencia contra las mujeres, ya aprobado por el Consejo de Ministros.

Lo ha explicado la secretaria de Estado de Igualdad, Ángela Rodríguez, en una rueda de prensa posterior a la reunión, que ha calificado de "éxito" al aprobarse por unanimidad todos los acuerdos abordados en al misma.

Así, ha señalado que Igualdad y comunidades han acordado celebrar una conferencia sectorial extraordinaria, a la mayor brevedad posible, con el fin de trabajar juntos en la renovación del Pacto de Estado contra la Violencia de Género.

"No es una cuestión menor, el Pacto de Estado caduca este año, y con él su financiación. Hace poco las Cortes renovaron el dictamen, fue el 25 de noviembre, pero los gobiernos de las Administraciones Públicas tenemos que hacer nuestra parte también", ha dicho.

Rodríguez ha incidido en que en la sectorial extraordinaria, que será la primera de varias con este fin, el Gobierno y las autonomías trabajarán en la renovación de los acuerdos "de los instrumentos presupuestarios y administrativos del pacto y de la continuidad de los trabajos vinculados al mismo".

Ha recordado que lo que se hizo el 25 de noviembre fue un acuerdo político entre el Gobierno y los grupos pero también es institucional con lo que las Administraciones y el Gobierno deben dar pasos "en esta dirección" para revisar cómo están los acuerdos, ampliarlos y planificar como van a ser los siguientes años del Pacto.

En definitiva, mandar un "potente mensaje a la ciudadanía" de que el Pacto "ha venido para quedarse" y que es una política pública que no va a desaparecer "gobierne quien gobierne" para lo cual el Gobierno y las comunidades deben ponerse de acuerdo "en diseñar cuáles son las mejores herramientas para que esto sea posible".

Ha insistido en que el Pacto es "más necesario que nunca, precisamente ante la reacción y el discurso misógino y antifeminista que muchas veces la extrema derecha pone encima de la mesa desde las instituciones".

De esta forma, ha insistido, el pacto debe ampliar los acuerdos, tener una mayor financiación y que no esté centrado solo en la violencia de género sino también que alcance al resto de violencias como prevé el Convenio de Estambul.

Acerca de los otros acuerdos alcanzados, el del reparto de fondos, se trata del adelanto al primer trimestre del año de 190 millones de euros del Plan Corresponsables y 117 millones del Pacto de Estado contra la Violencia de Género y de programas de apoyo y asistencia integral a víctimas.

Por su parte, en un comunicado de prensa, la portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha y consejera de Igualdad, Blanca Fernández, ha opinado que es necesario hacer “un enorme esfuerzo” para consolidar y ampliar la financiación para luchar contra las diversas formas y manifestaciones de la violencia machista.

En conjunto, Castilla-La Mancha recibirá 23 millones de euros del Gobierno de España para luchar contra la violencia de género y promover la corresponsabilidad y, de esta cantidad, 6,2 millones corresponden al Pacto de Estado contra la Violencia de Género; un millón más se destinará a apoyar a las mujeres víctimas de agresiones sexuales y a la asistencia psicológica a menores, y los 16 millones restantes irán al Plan Corresponsables.

En relación con los fondos del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, Castilla-La Mancha ha pedido su ampliación, incluyendo la cantidad destinada a la atención a víctimas de agresiones sexuales, “como otra forma de violencia machista que es”, ya que la futura Ley del ‘sí es si’ establece una serie de obligaciones a las comunidades autónomas para la atención a estas víctimas, que Castilla-La Mancha cifra entre cinco y seis millones de euros anuales, según ha detallado la consejera.

En todo caso, Blanca Fernández ha valorado la agilidad en el reparto de los fondos finalistas para 2022, así como “el incremento notable, aunque insuficiente, de los fondos para atender a víctimas de agresiones sexuales, que, siendo superiores, siguen siendo cinco veces menos de lo que necesitaría Castilla-La Mancha para una asistencia y protección de calidad”.

Por todas estas circunstancias, Castilla-La Mancha ha solicitado que se le tenga en cuenta en el diseño de los próximos ejercicios de los fondos del Pacto de Estado.

Comentarios