jueves 26/11/20

Normalidad, mascarillas y alguna incidencia en la vuelta al colegio en Castilla-La Mancha

Los alumnos de Castilla-La Mancha han comenzado este miércoles, de forma escalonada, la vuelta al colegio que se ha desarrollado con normalidad "en el 99,9 por ciento" de los 1.676 centros educativos en la región
Normalidad, mascarillas y alguna incidencia en la vuelta al colegio en Castilla-La Mancha
Normalidad, mascarillas y alguna incidencia en la vuelta al colegio en Castilla-La Mancha

Los alumnos de Castilla-La Mancha han comenzado este miércoles, de forma escalonada, la vuelta al colegio que se ha desarrollado con normalidad "en el 99,9 por ciento" de los 1.676 centros educativos en la región, donde se han visto muchas mascarillas y pocas incidencias.

La portavoz del Gobierno regional y consejera de Igualdad, Blanca Fernández, en la conferencia de prensa en la que ha dado cuenta de los asuntos adoptados en el Consejo de Gobierno, ha analizado el inicio del curso escolar en la región y ha valorado que ha arrancado con normalidad casi en la totalidad de los colegios y que las incidencias que se están produciendo a lo largo de esta primera jornada "se están resolviendo" tal y como estaban planificadas según las medidas adoptadas, por lo que "están demostrando ser eficaces".

Una de estas incidencias se ha producido en un centro educativo de la región donde se ha tenido que utilizar la sala de aislamiento, ya que un alumno ha llegado con síntomas compatibles con la COVID-19, por lo que ha pedido responsabilidad a las familias y que, si un niño presenta algún síntoma, el menor se quede en casa y se llame al centro de salud.

"Es un ejemplo entre medio millón de alumnos", ha subrayado Fernández, que ha recalcado que el curso escolar ha arrancado en la región "con normalidad dentro de la excepcionalidad sanitaria" que se vive debido a la COVID-19.

Asimismo, ha afirmado que "no se ha notado un absentismo que haya llamado la atención" y ha subrayado que la Consejería de Educación le ha trasladado una "sensación de absoluta normalidad".

En Bolaños de Calatrava, el único municipio de la provincia de Ciudad Real que permanece confinado como consecuencia del incremento de casos de COVID-19 registrados en los últimos días, el curso ha comenzado de forma telemática, según las recomendaciones de la autoridad sanitaria. 

Así lo ha explicado a Efe el delegado provincial de Educación, José Caro, quien ha señalado que esta situación afecta a unos 1.500 alumnos de este municipio, que han comenzado a recibir este lunes el material tecnológico para garantizar que todos los alumnos pueden comenzar el curso escolar de manera virtual.

Caro ha señalado que la enseñanza virtual en este municipio se prolongará durante todo el tiempo que permanezca esta situación de confinamiento, tras lo cual, y de acuerdo a lo que dicte Sanidad, los alumnos volverán a las clases presenciales.

Otra de las incidencias más significativas en la vuelta a las aulas en la provincia de Ciudad Real se ha producido en Corral de Calatrava, donde este martes se conoció el positivo de una profesora.

Ante esta circunstancia, ha explicado el delegado provincial se procedió de manera inmediata aislar a los profesores afectados que han sido sustituidos por otros docentes, con el fin de que "el curso comience con normalidad y con los niños en las aulas".

Además, en la provincia de Guadalajara el Colegio 'Niña María', más conocido como 'Adoratrices', de Guadalajara capital se ha visto obligado a retrasar el inicio del curso escolar de la sección de Infantil hasta el 14 de septiembre debido al confinamiento de sus profesoras porque una de ellas ha dado positivo en COVID-19.

La normalidad también ha sido la tónica en la vuelta presencial a las aulas en la provincia de Cuenca, donde han reabierto las escuelas rurales de Albendea -que llevaba ocho años cerrada-, El Hito, Castillejo de Iniesta y previsiblemente Fuentelespino de Haro, cerrada en 2014.

En esta provincia, el 12,13 por ciento de los docentes que se han sometido a las pruebas de detección de coronavirus ya han pasado la enfermedad.

Además, en la provincia de Toledo, ha reabierto el Colegio de Educación Infantil y Primaria número 1 de Cabañas de Yepes, que ha estado cerrado 41 años por falta de alumnado, y 38 centros educativos han solicitado la educación semipresencial a partir de 3 de Educación Secundaria Obligatoria, sobre todo institutos de la zona de La Sagra.

Y en la provincia de Albacete, también el curso ha comenzado sin "incidencias significativas", según ha afirmado el delegado de Educación de la Junta en la provincia, Diego Pérez, que ha indicado que dos colegios han pedido empezar este jueves, para terminar las obras de adecuación frente a la COVID-19.

Se trata del colegio de la localidad de Férez, en la Sierra del Segura, y del centro Nuestra Señora del Rosario, en Hellín. 

Además, ha señalado que en el colegio de San Agustín, en Casas Ibáñez, con nuevas instalaciones, el curso ha tenido que comenzar mientras se terminan las obras.

Pérez ha detectado que en la provincia se ha detectado un "ligero descenso" en la matrícula de las Escuelas Infantiles, principalmente en las municipales y no tanto en las que son titularidad de la Junta, pero no así en el ciclo de tres a cinco años que no es obligatorio y que sí se oferta en los colegios.

De este modo, los alumnos de Castilla-La Mancha -ataviados con sus respectivas mascarillas- han vuelto este miércoles a las aulas, a las que no han acudido presencialmente desde mediados de marzo.

En esta vuelta al colegio, los estudiantes no solo aprenderán las materias del currículo, sino que tendrán que acostumbrarse a respetar las distancias recomendadas por las autoridades sanitarias, al lavado frecuente de manos, a los itinerarios de entrada y salida a los centros y a evitar las aglomeraciones, todo ello con el objetivo de que la educación se pueda seguir impartiendo de forma presencial.

Más información en vídeos 
Comentarios