sábado 5/12/20

Las familias reciclan "más cartón que nunca" pero se hunde recogida en contenedor

La reducción estimada del volumen total de papel y cartón en contenedores azules desde el inicio del confinamiento se ha reducido aproximadamente el 15 por ciento
Las familias reciclan "más cartón que nunca" pero se hunde recogida en contenedor
Las familias reciclan "más cartón que nunca" pero se hunde recogida en contenedor

Las familias encaran la fase poscoronavirus muy concienciadas del medioambiente tras haber reciclado "más papel y cartón que nunca" por el repunte de embalajes en casa y el aumento de compras en internet, pero, aún así, los residuos en el contenedor azul han caído en picado.

La reducción estimada del volumen total de papel y cartón en contenedores azules desde el inicio del confinamiento se ha reducido aproximadamente el 15 por ciento, según la asociación Aspapel de fabricantes de pasta, papel y cartón.

Según su director de reciclaje y logística, David Barrio, el incremento del papel y cartón depositado en esos contenedores por los ciudadanos "que reciclan más que nunca" no ha compensado "la drástica" caída del procedente de los embalajes de la hostelería y del pequeño comercio por el cese temporal de actividad estas semanas.

Los pequeños establecimientos, como bares, restaurantes de menor tamaño y tiendas de barrio depositan igual que las familias sus residuos de cartón en el contenedor azul cuando carecen de servicios de recogida municipales puerta a puerta, mientras que en el caso de grandes superficies de distribución, industria e imprenta se encargan los operadores privados.

Desde el inicio del confinamiento, el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico ha instado a optimizar el reciclado doméstico en los contenedores adecuados para ajustar el volumen de residuos trasladados a las plantas de tratamiento, entre otras recomendaciones para garantizar la seguridad en la gestión de desechos durante la COVID-19.

En las primeras semanas de confinamiento, según el director general de Aspapel, Carlos Reinoso, “hubo un pico de demanda importante de cartón” para aumentar las empresas sus “stocks” o mercancías almacenadas ante el temor a problemas de suministro, pero ese "efecto" se ha ido diluyendo tras haberse constatado que se mantenía la normalidad en la producción y el suministro.

Renovable, reciclable, biodegradable... son innegables las cualidades ambientales del papel, cuyos residuos junto con los del cartón han registrado ”una clara” tendencia a la baja en el contenedor azul, asegura también a Efe la organización Ecoembes, que coordina el reciclaje de esos desechos.

Papel higiénico y sanitario, envases para comida y bebida, embalajes para el sector farmacéutico, papeles gráficos para la comunicación, información, ocio, cultura… Casi la totalidad de las diez fábricas de celulosa y setenta de papel en España han seguido abasteciendo a la población sin parar la producción durante la pandemia del coronavirus por considerarse básicos sus productos.

“Solo uno de cada veinte centros de producción del sector” tuvo que parar al inicio de la pandemia por el cese temporal decretado durante casi dos semanas a las actividades no esenciales por el Gobierno, según los responsables de Aspapel.

España representa la tercera industria papelera en Europa “más recicladora” -superada solo por Alemania y Francia-, recuerdan las mismas fuentes tras valorar la nueva legislación que refuerza la economía circular e insistir a la población "a seguir reciclando" en los próximos días de vuelta a la nueva normalidad.

De acuerdo a los datos, los gestores de residuos con plantas de tratamiento autorizadas por las comunidades autónomas en este país recogen y tratan para su reciclaje alrededor de 4,5 millones de toneladas de papel y cartón al año, el equivalente a 45 grandes estadios de fútbol hasta arriba con esos materiales.

En 2018, la recogida selectiva municipal de papel y cartón en grandes ciudades de más de 100.000 habitantes fue un 10,6 % superior al anterior, el cuarto año consecutivo con un crecimiento iniciado en 2015 y 2016 y acelerado en 2017.

Las casi cinco millones de toneladas de papel y cartón que la industria papelera española recicla anualmente ahorran un espacio en vertederos equivalente a 50 grandes estadios de fútbol llenos hasta arriba de papel y cartón usado y evitan 4,5 millones de toneladas de emisiones de CO2 en vertedero, según los datos del sector.

Más información en vídeos 
Comentarios