Agentes medioambientales piden disminuir la caza de codorniz y tórtola común

La Asociación Profesional de Agentes Medioambientales de CLM (APAM-CLM) ha recomendado disminuir la presión cinegética sobre la codorniz y la tórtola común debido a la reducción de población de estas especies en los últimos años

Detenidos tres furtivos por cazar en el Parque Nacional de Cabañeros. En la imagen de archivo agentes del SEPRONA identificando a un cazador furtivo
photo_camera Agentes medioambientales piden disminuir la caza de codorniz y tórtola común

La Asociación Profesional de Agentes Medioambientales de Castilla-La Mancha (APAM-CLM) ha recomendado disminuir la presión cinegética sobre la codorniz y la tórtola común debido a la reducción de población de estas especies en los últimos años.

De esta manera, APAM cree que se puede conseguir "una pronta recuperación de sus poblaciones", según ha informado la organización en una nota de prensa.

La asociación de agentes ambientales ha recordado que este viernes, 21 de agosto, se abre el periodo de media veda para la caza de codorniz, tórtola común y paloma torcaz en la región, que se extiende hasta el 15 de septiembre para la codorniz y el 21 para la tórtola común y la paloma torcaz.

Para la tórtola común se establece un cupo diario de diez ejemplares, salvo que los planes técnicos de los cotos establezcan cupos inferiores, mientras que los días hábiles para practicar estas modalidades de caza serán los de apertura y cierre de veda y los jueves, sábados, domingos y festivos de carácter nacional, con un horario desde la salida del sol hasta su puesta.

Durante la media veda también está permitida la caza de zorro y urraca, según dicta el Reglamento General de la Ley Caza de Castilla-La Mancha.

Además, queda prohibido cazar en terrenos cinegéticos de aprovechamiento común (terrenos libres), así como en las superficies quemadas.

Debido a que este periodo hábil de caza se desarrolla en plena época de riesgo alto por incendios forestales, los agentes ambientales han insistido en la prohibición de fumar o hacer uso del fuego en el medio natural hasta el 30 de septiembre.

Además, han hecho hincapié en el respeto de las zonas de seguridad establecidas para evitar accidentes con otros usuarios del campo, debido a la gran afluencia de personas que existe en el medio natural durante los meses estivales.

Comentarios