martes 31.03.2020

El Hospital de Guadalajara traslada los servicios de obstetricia a la Clínica La Antigua

La Junta de Personal apunta a situación de emergencia en Guadalajara por falta medios
En la imagen de archivo el Hospital Universitario de Guadalajara
En la imagen de archivo el Hospital Universitario de Guadalajara

El Hospital Universitario de Guadalajara traslada desde este miércoles, de manera temporal y en tanto se mantiene la situación de emergencia sanitaria derivada del coronavirus, la atención a partos, las urgencias obstétricas y ginecológicas y Neonatología, así como la hospitalización de Obstetricia, a la clínica La Antigua.

En un comunicado, el Gobierno regional ha informado de que, a partir de este jueves, comenzarán también a atenderse en la clínica La Antigua las urgencias pediátricas y se trasladará igualmente la hospitalización de Pediatría.

El gerente del Área Integrada de Guadalajara, Antonio Sanz Villaverde, ha explicado que desde el lunes se ha trabajado en ultimar el equipamiento y dotar a la clínica de toda la infraestructura y el apoyo informático necesario para proceder al traslado a este centro sanitario "que reúne todas las condiciones para prestar una atención de calidad y con todas las garantías".

La clínica La Antigua, situada en la calle Constitución número 18 de la capital alcarreña, contará con nueve habitaciones para ingresos pediátricos, de las que tres tienen capacidad doble, y en el caso de Obstetricia se dispondrá de nueve camas. 

Para la atención a partos cuenta con un paritorio y con quirófano para posibles cesáreas.

La gestión de la actividad correrá a cargo de la Gerencia del Área Integrada de Guadalajara, por lo que se desplazará hasta la clínica La Antigua el personal facultativo de las especialidades implicadas junto a personal de Enfermería y de otras especialidades del Hospital de Guadalajara, que contarán con apoyo de los profesionales sanitarios y administrativos de La Antigua.

Ésta es una de las medidas extraordinarias recogidas en el Plan de Contingencia con motivo del coronavirus, con el fin de reservar toda la zona de hospitalización del Hospital Universitario de Guadalajara para la atención a pacientes con patología compatible con Covid-19 y que va a permitir disponer de 21 camas más en el área de hospitalización en una primera fase.

El Hospital de Guadalajara se pondrá en contacto con las mujeres gestantes que tengan citas de seguimiento de embarazo y ecografía, que se realizarán en el centro de salud de Los Manantiales.

SITUAICÓN DE EMERGENCIA

Por su parte, la Junta de Personal del Area de Salud de Guadalajara ha alertado este miércoles de la situación de emergencia en la que se encuentran hospitales, centros de salud, puntos de atención continuada y centros sociosanitarios debido a la falta de equipos de protección individual y test rápidos para profesionales y pacientes.

En nota de prensa, este órgano critica que las apreciaciones que se hacen desde la administración del Estado y regional por parte de sus dirigentes "están profundamente alejadas de la realidad que se vive en dichos centros y están sufriendo todos los profesionales".

En opinión de los sindicatos miembros de la Junta de Personal ( Usicam, Satse, UGT, CEMS, CSIF, CCOO y USAE), la situación de emergencia que se vive en estos centros está originada por la falta de equipos de protección individual ajustados a los protocolos del Ministerio de Sanidad: bata impermeable, mascarilla FFP2, guantes de nitrilo y gafas de protección ocular, para todos los profesionales que están luchando contra el virus.

"La saturación de las Urgencias del hospital es insostenible y es necesario que la prueba a la que se deben someter a los profesionales y pacientes que mantienen el ingreso o el confinamiento en sus domicilios, sea lo más rápida posible", señalan.

Y agregan que es "intolerable" que profesionales que se encuentran en su casa, con síntomas, estén esperando resultados hasta 5 días.

"Los famosos test rápidos, vendidos a bombo y platillo, por el Gobierno estatal deberían paliar la incertidumbre de los profesionales que están en su domicilio", señalan y se quejan de que no conocen su número, "ya que no nos pasan datos desde la Gerencia", ni tampoco de los que tienen que seguir trabajando "hasta que tengan síntomas".

Además, denuncian que "los equipos de protección individual correctos son escasos en los centros y no digamos más de los de los centros socio-sanitarios", se quejan.

Por último, consideran "indignante" que la directora general del Sescam, Regina Leal, diga que "tenemos equipos de protección individual suficientes si los utilizamos bien".

Y la invitan a que se acerque a ver "cómo se las apañan nuestros compañeros y compañeras para realizar su atención con bolsas de basura como recurso de protección, como hemos visto todos, en diferentes redes sociales", aseveran.

Capítulo aparte merecen las residencias de mayores, en las que critican que el personal sanitario es del Sescam está "abandonado a su suerte, sin recursos materiales ni humanos".

Concluyen que "algo estarán haciendo mal", cuando el 15 por ciento de los contagios en España son de profesionales de la sanidad.

Más información en vídeos 
Comentarios