lunes 23/5/22

La producción de aromáticas en CLM será más corta que el pasado año por la sequía

Brihuega se tiñe de morado y celebra el Festival de la Lavanda durante el mes de julio
La producción de aromáticas en CLM será más corta que el pasado año por la sequía

La producción de plantas aromáticas como lavanda o lavandín en una provincia como la de Guadalajara, donde el cultivo representa aproximadamente el 5% de la producción mundial y sigue en expansión, va a registrar este año una reducción que cercana 15% con respecto a la de la pasada temporada, según se desprende del resultado de una cosecha que está a punto de concluir.

En declaraciones a Europa Press, el gerente de la Asociación de Agricultores y Ganaderos de la provincia de Guadalajara, Antonio Torres, al igual agricultores dedicados al cultivo y comercialización de las aromáticas como Juan José Lope, coinciden en señalar que este año la cosecha va a ser "corta".

Torres no quiere hablar de cantidades concretas en un momento en el que se ha reconocido que la producción se está incrementando, de hecho, en zonas como Brihuega, donde no sólo es una salida para el agricultor sino un recurso turístico que atrae cada vez más turismo en la época de floración por el color que toman los campos.

Según Torres, antes había una destilería y ahora hay tres, un dato que para este responsable ya es suficientemente significativo
La producción de aromáticas en la provincia, donde hay unas 125.000 hectáreas dedicadas a la agricultura, representa una superficie muy pequeña.

Por su parte, para el propietario de Alcarria Flora, la empresa comercializa el 10% de la producción mundial, aunque compra el 80% fuera, "ha sido un año corto" en esta provincia, donde se producen una media de unas 30 ó 40 toneladas sobre una producción mundial cercana a las 2000 hectáreas.

Según Lope, las aromáticas son un cultivo que tiene un mayor rendimiento que los cereales, sin embargo reconoce que el inconveniente está en el hecho de que el desembolso inicial es muy cuantioso y durante unos dos años no hay producción y no existe ninguna ayuda de las administraciones.

Por su parte, el alcalde de Brihuega, Luis Viejo, ha destacado la importancia del cultivo de lavanda para el municipio y la comarca, que "se ha convertido en la Provenza española". Un reflejo de ello es la organización de un festival durante este verano, "un revulsivo económico y social", que se refleja en la apertura de nuevos negocios vinculados con el turismo.

Para Viejo está claro que "Brihuega está de moda" y ha asegurado que "necesita más hospedajes para dar cobertura a toda la demanda que tiene", fundamentalmente en los meses de julio y agosto.

También ha señalado que el sector hostelero también "se está fijando en Brihuega", y ha aprovechado para poner en valor el atractivo histórico artístico de la localidad y su entorno.

La producción de aromáticas en CLM será más corta que el pasado año por la sequía
Comentarios