jueves 14.11.2019

Mariano Rajoy hará campaña hablando 'de lo que importa' frente a las 'zascandiladas'

De otro lado, el presidente del Gobierno en funciones y del PP ha apoyado públicamente la candidatura del Palacio del Infantado, en Guadalajara, como Patrimonio Mundial de la Unesco rubricando su firma con la frase "todo mi apoyo, con todo mi cariño"

El presidente del Gobierno en funciones y del PP Mariano Rajoy y María Dolores Cospedal, en su visita este jueves a la ciudad de Guadalajara
El presidente del Gobierno en funciones y del PP Mariano Rajoy y María Dolores Cospedal, en su visita este jueves a la ciudad de Guadalajara

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado hoy que durante la precampaña y la campaña de las elecciones del 26 de junio no va a entrar en ningún cruce de acusaciones con otros candidatos y que no hablará en ningún momento de posibles pactos.

"Yo voy a hacer mi campaña y eso de salir al paso de lo que otros dicen, se acabó", ha recalcado en una conversación informal con periodistas en Guadalajara tras la visita que ha realizado a esta ciudad y en la que ha abogado por mantener la senda económica de los últimos años frente a las "zascandiladas" políticas que podrían poner en peligro el Estado del bienestar.

Su campaña, según ha explicado, será muy similar a la que protagonizó para las elecciones del 20 de diciembre, incluidos algunos grandes actos. Pero ha subrayado que se trata de una cuestión que aún no está decidida.

Lo que sí ha garantizado es que ante el 26 de junio no va a entrar en confrontación dialéctica con otros candidatos y sólo va a hablar de los asuntos que interesan a los españoles, como la creación de empleo, el crecimiento económico, las pensiones, la sanidad o la educación.

No ha querido hacer comentario alguno sobre la posibilidad de que participe en debates con otros líderes y ha remitido para ello a la decisión que tome su director de campaña, Jorge Moragas.

"Eso, Moragas", ha repetido en varias ocasiones al plantearle si acudirá a debates a cuatro junto con los líderes del PSOE, Podemos y Ciudadanos o si podría mantener algunos cara a cara con cada uno de ellos.

Y la misma respuesta ha dado ante el hecho de que tanto Pedro Sánchez como Albert Rivera hayan avanzado que sólo irán a los debates a cuatro en los que esté presente el presidente del Gobierno en funciones.

Ante la dificultad que puede haber tras el 26J para un pacto entre PP y Ciudadanos si Rivera sigue insistiendo en que no llegará a ningún acuerdo con Rajoy como candidato, el líder de los populares ha rechazado hacer comentarios.

No lo va a hacer en toda la campaña y sobre posibles pactos ha emplazado a después del 26 de junio, porque ha recalcado que lo que él desea ahora es pactar con los españoles y conseguir los mayores apoyos posibles.

Está convencido de que el PP va a conseguir mejor resultado que el 20 de diciembre, aunque no ha precisado sus expectativas, y ha negado que su partido tenga alguna encuesta interna ante los próximos comicios.

Además, ha insistido en que para primeros de agosto ya debería haber un nuevo gobierno en España, porque, si no, se estaría ante una situación "preocupante".

Rajoy ha reiterado que el hilo central de su campaña serán los asuntos que preocupan a los españoles y, en ese contexto, defenderá que es posible que haya veinte millones de personas trabajando en el año 2019.

No ha querido entrar tampoco en los acuerdos de otros partidos ante las elecciones, limitándose a señalar que "todo el mundo puede hacer lo que quiera".

Rajoy, que se ha vanagloriado de haber demostrado durante la etapa transcurrida desde el 20D que es "un tipo serio", ha asegurado que se encuentra bien de ánimo ante el nuevo reto que tiene por delante.

APOYA LA CANDIDATURA DEL PALACIO DEL INFANTADO COMO PATRIMONIO DE LA UNESCO

De otro lado, el presidente del Gobierno en funciones ha apoyado públicamente la candidatura del Palacio del Infantado, en Guadalajara, como Patrimonio Mundial de la Unesco.

Lo ha hecho rubricando una firma en unos paneles instalados a la puerta del monumento más emblemático de la capital alcarreña durante la visita que ha realizado en Guadalajara. La frase es "Todo mi apoyo, con todo mi cariño".

Asimismo, han firmado como muestra de apoyo la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, y el alcalde de la capital alcarreña, Antonio Román, quien ha acompañado su firma con "De Guadalajara al mundo"

El Palacio del Infantado fue incluido en la Lista Indicativa de Patrimonio Mundial de la Unesco durante la 77 reunión del Consejo de Patrimonio Histórico el pasado mes de octubre, lo que supone el primer paso para esta declaración.

El palacio renacentista de los Duques del Infantado, situado en el centro histórico de Guadalajara, es una expresión original del lenguaje artístico del siglo XVI que permite conocer el papel del mecenazgo de la nobleza en la arquitectura mundial y poner en valor obras, además de constituir un ejemplo de edificio civil que supuso una renovación de las ideas estéticas.

Se trata de una obra de madurez de Juan Guas, un palacio señorial e innovador y un modelo de la arquitectura peninsular y ultramarina del siglo XVI que ayudó a la creación de los estilos plateresco y manuelino.

Previo a esta firma y a la foto de familia en el Palacio del Infantado, Rajoy ha acudido a la Plaza de Santo Domingo donde ha sido recibido por numeroso público, que no ha escatimado muestras de afecto aunque por cuestiones de agenda no ha podido realizar el recorrido a pie por las calles de Guadalajara. 

El presidente del Gobierno en funciones y del PP Mariano Rajoy y María Dolores Cospedal, en su visita este jueves a la ciudad de Guadalajara

Más información en vídeos 
Comentarios