Miércoles 19.06.2019

Ecologistas alega a la ampliación de la macrogranja en el término de Illana

La organización ecologista ha explicado en un comunicado que el promotor de la explotación evitó el procedimiento de Evaluación de Impacto Ambiental por el escaso número de cabezas y "a sabiendas", según Ecologistas en Acción, de que en una futura ampliación, que llega dos años después, presentaría un proyecto de ampliación

Ecologistas en Acción ha presentado alegaciones a la ampliación de una macrogranja porcina de Illana (Guadalajara) y ha expresado su rechazo a "a un modelo de ganadería intensiva, altamente perjudicial para el medio ambiente y el desarrollo rural" y su defensa de "propuestas más sostenibles y sensatas".

La organización ecologista ha explicado en un comunicado que el promotor de la explotación evitó el procedimiento de Evaluación de Impacto Ambiental por el escaso número de cabezas y "a sabiendas", según Ecologistas en Acción, de que en una futura ampliación, que llega dos años después, presentaría un proyecto de ampliación.

Ecologistas en Acción ha denunciado que esta situación de que las granjas no llegan al mínimo legal para una evaluación ambiental y unos años más tarde se amplían se está produciendo "en casi toda la región", algo que es un "claro fraude de Ley", a su juicio.

En el caso de la ampliación de la macrogranja de Illana, ha explicado que la parcela ya estaba preparada para desdoblar las naves actuales y la balsa de purines que se construyó en 2016.

Ecologistas en Acción ha presentado alegaciones en base a la gran cantidad de agua que necesitará coger del Tajo, la falta de parcelas para la valorización de los purines, la elevada generación de amoniaco, la utilización de "ingentes" cantidades de antibióticos, biocidas y productos de limpieza y la falta de un plan de contención de purines en caso de rotura o saturación de la balsa, ya que el arroyo más próximo -que desemboca en el Tajo- se encuentra a poco más de cien metros.

Ha subrayado su rechazo "a un modelo de ganadería intensiva, altamente perjudicial para el medio ambiente y el desarrollo rural, que sigue contando con la ayuda y el beneplácito de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha" y ha defendido "propuestas más sostenibles y sensatas". 

Más información en vídeos 
Comentarios