Viernes 16.11.2018

Arroyo anuncia que las obras del regadío de Cogolludo están a punto de iniciarse

Por otra parte, uno de cada cuatro euros del Programa de Desarrollo Rural en Castilla-La Mancha ya se ha abonado a los agricultores y ganaderos de la región

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, en su visita a la base del retén de Cogolludo (Guadalajara)
El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, en su visita a la base del retén de Cogolludo (Guadalajara)

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha anunciado este jueves que están a punto de iniciarse las obras de mejora del regadío de Cogolludo (Guadalajara) que afectan a 1.300 hectáreas y beneficiarán a unos 250 agricultores.

Martínez Arroyo ha indicado que las obras están a punto de iniciarse, por un lado, las de la Administración autonómica a través de la empresa Tragsa, mientras que en lo que se refiere a los trabajos de la comunidad de regantes se espera que en unos días presenten el proyecto para iniciar la tramitación por el Consejo de Gobierno de una subvención nominativa, ha informado en una nota de prensa la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural.

Asimismo, ha recordado que el Consejo de Gobierno aprobó la semana pasada la obra de interés general, que va a ejecutar directamente la Consejería de Agricultura, en el sistema de electrificación y de bombeo.

Estos trabajos se desarrollarán de forma paralela a las obras de la propia comunidad de regantes de Cogolludo de la balsa y del sistema de conducción de agua a las parcelas, ha precisado la Consejería.

En total serán más de 10 millones de euros que beneficiarán a los cerca de 250 agricultores y las 1.300 hectáreas de regadío "apostando así por la redistribución de la riqueza que genera el agua", ha afirmado el consejero.

En este sentido, Martínez Arroyo ha comentado que este proyecto "fue abandonado por el Gobierno del PP en la legislatura pasada, hasta tal punto que hemos tenido que trabajar con Ministerio esta legislatura para conseguir la concesión de agua". 

El titular de Agricultura ha hecho estas declaraciones con motivo de la reunión que ha celebrado este miércoles en Cogolludo el Comité de Dirección de la Consejería.

Martínez Arroyo ha destacado que Castilla-La Mancha ha ejecutado en un alto porcentaje del Programa de Desarrollo Rural (PDR) lo que implica que uno de cada cuatro euros del programa ya se haya abonado a los agricultores y ganaderos de la región. 

Este programa se está pagando de "manera efectiva" y actualmente “estamos en un momento muy bueno de ejecución gestionando todas las líneas y haciendo todos los pagos que demandan nuestros agricultores y ganaderos en el medio rural”.

Así, ha querido destacar la línea de incorporación de jóvenes agricultores al medio rural, resaltando que tras la aprobación de la segunda convocatoria esta semana por parte del Consejo de Gobierno, por importe de otros 50 millones de euros, se obtendrá una "cifra sin precedentes" de nuevos empresarios al sector agrario, de alrededor de 2.500 jóvenes que “voluntariamente quieren dedicarse a la actividad agraria en la región”, uniendo ambas convocatorias impulsadas desde el Ejecutivo esta legislatura.

Esta medida ha indicado, pone de manifiesto el compromiso y la prioridad que el Gobierno de Castilla-La Mancha le da al relevo generacional en el campo.

Otro de los asuntos analizados en el Comité de Dirección ha sido la negociación que se mantiene con el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación de la Política Agraria Común (PAC) recordando que la postura que se mantiene es “contraria” a cualquier reducción de fondos europeos.

Además, desde Castilla-La Mancha se desea que dentro del nuevo documento se tengan en cuenta y se pongan en marcha dos cuestiones “innegociables” como son aplicar el techo por explotación que permita apoyar a medianas y pequeñas explotaciones, así como que se establezca un pago redistributivo igual para las primeras hectáreas de todas las explotaciones de los agricultores del país. 

Por otra parte, Martínez Arroyo ha visitado la base del retén de Cogolludo, que cuenta un total de 16 efectivos y en la cual se ha invertido cerca de 80.000 euros para la construcción de una nave anexa que alberga hasta cuatro vehículos del dispositivo de extinción de incendios forestales.

Martínez Arroyo ha destacado el trabajo de los profesionales del Servicio de Extinción de Incendios Forestales de Castilla-La Mancha que ayudan a que el patrimonio natural se pueda preservar" y ha lanzado un mensaje a la ciudadanía para que se extremen las precauciones en época de riesgo extremo por incendio forestal.

Más información en vídeos 
Comentarios