jueves 26/5/22

"Las noches para mí son infernales": Toñi Moreno destrozada toca fondo durante la cuarentena

Entre la falta de sueño y que no consigue bajar de peso, a la presentadora se le está haciendo cuesta arriba el confinamiento
"Las noches para mí son infernales": Toñi Moreno destrozada toca fondo durante la cuarentena
"Las noches para mí son infernales": Toñi Moreno destrozada toca fondo durante la cuarentena

Según recoge Lecturas, Toñi Moreno el confinamiento se le está haciendo muy cuesta arriba. Al hecho de permanecer aislada en su piso de Madrid, la presentadora añade su experiencia como madre primeriza, y entre tantos cambios ha tocado fondo.Toñi está pasando estos días junto a su hija Lola, de dos meses y medio. Y hay algo que está provocando que esté sufriendo mucho. La falta de sueño es de lo que peor lleva y lo ha querido compartir con sus seguidores en su canal de Mtmad. La situación le está resultando “muy difícil, entre otras cosas porque tengo un estrés que no acabo de descansar”.

La presentadora ha definido sus noches con una palabra con la que no queda duda de lo mal que lo pasa: “Son infernales”. Toñi ha contado que su hija duerme junto a ella. “Lola se despierta cada tres horas y me duele tanto la ciática que prefiero tenerla a mi lado. Sé que quizá lo estoy haciendo mal…”. Incluso ha mostrado cómo prepara los biberones de la pequeña y se los lleva a la mesita de noche para no tener que levantarse durante la noche. Eso sí, ha contado que todo se le pasa cuando “me despierto y le veo la cara”. En esta etapa tan nueva para ella ha querido lanzar un mensaje a todas las madres, en especial a las que no tienen ayuda y tienen varios hijos a su cargo. “Valoro mucho a esas madres, nunca me había parado a pensar en lo difícil que es todo esto. Cocinas, comes, cambias a la niña, no duermes por la noche.. En fin…”.

Para encontrar un poco de consuelo Toñi ha hecho una videollamada con su compañera Samanta Villar, madre de gemelos. Le ha confesado que lo está pasando peor de lo que esperaba. “Me imaginaba más fuerte”, le ha dicho emocionada a su amiga. Le ha confesado que no solo ha tocado fondo por las noches tan complicadas que está pasando, hay algo más que le tiene muy preocupada.Otro de los problemas de Toñi durante estas semanas está siendo que no consigue perder peso.

“Estoy cogiendo peso, estoy en setenta y pico kilos. Me había puesto el límite en setenta. Tengo que dejar de comer por años si quiero bajar de peso. Me levanto por la mañana y me levanto con una ansiedad… Y además con esta cara con estas ojeras porque he dormido una media de 4 horas diarias. Yo creo que la falta de descanso también engorda”, le ha contado Toñi a Samanta sobre los motivos por los que cree que no adelgaza. El de bajar de peso era uno de los retos que se puso nada más regresar de su baja maternal. Cuenta con Álex, su entrenador personal, con el que realiza ejercicios a diario. Pero ni aún así está logrando su objetivo, algo que le tiene preocupada.

Toñi tiene claro que el tiempo que pasa junto a su entrenador no es suficiente. “Me he puesto una hora y media diaria con Álex pero ya está, se acabó. Y como estoy en un piso de 80 metros… El no moverme afecta. Me levanto, estoy con la niña todo el día, la estoy malacostumbrando al tenerla todo el día en brazos y la dejo en la cuna y se queja” , ha contado sobre el resto de su día. Tan mal se siente la presentadora que tiene la sensación de que “cuando termine esto vamos a necesitar ayuda. Salí a la calle el otro día y me dio un poco de vértigo”, ha confesado.

"Las noches para mí son infernales": Toñi Moreno destrozada toca fondo durante la...
Comentarios