Mariló Montero denuncia la agresión sexual "de un tío muy famoso" que tiene novia

La periodista cuenta que ocurrió la semana pasada, durante un acto público, y que ya ha tomado medidas
En la imagen de archivo la presentadora, Mariló Montero
photo_camera En la imagen de archivo la presentadora, Mariló Montero

Según recoge La Razón, Mariló Montero acapara este viernes buena parte de la atención mediática a raíz de su victoria en los tribunales contra Diego Arrabal y Gustavo González, condenados a 10 meses de prisión por enviar a una revista imágenes de la periodista durante unas vacaciones en Bora Bora. De momento, ella solo se ha pronunciado a través de un comunicado emitido por sus abogados, y ni siquiera ha aprovechado su intervención en "Espejo Público" para hacer alguna valoración.

Sin embargo, sí ha sorprendido con una impactante revelación relativa al movimiento "Me Too" que se viene produciendo en el cine español desde hace algunos meses. La periodista ha lamentado que a lo largo de su vida también ha sufrido algún tipo de agresión sexual, y asegura que la última se produjo hace solo una semana. "Estaba en un acto público, y un tío muy famoso se acercó y me tocó el culo. ¿Qué hago? ¿Le pego una hostia?", ha expresado Montero.

La colaboradora asegura que si esa agresión se hubiera producido en la intimidad, "le hubiera dejado sin dientes", pero lamenta que la repercusión que una reacción así hubiera tenido en un acto público hubiera jugado más en su contra que en la del propio agresor.

Teniendo en cuenta la popularidad de la persona que la tocó sin su consentimiento, Montero se siente con las manos atadas, una percepción habitual en muchas mujeres que sufren este tipo de agresiones.

Aun así, la periodista asegura que habló con el entorno más cercano del individuo para que le advirtieran sobre las consecuencias que pueden tener ese tipo de actos, y matiza que sus familiares no se sorprendieron al escuchar su relato. "Eso es porque ya están acostumbrados a que vaya haciendo estas cosas", ha matizado Susanna Griso.

Precisamente, Griso ha recordado que hace años sufrió un incidente similar, cuando tomó el metro con unas amigas y un hombre comenzó a masturbarse delante de ellas. De nuevo, la sensación de impotencia invadió a las víctimas, puesto que les resultaba muy complicado poder denunciar a un individuo del que no saben nada y cuya pista habrían perdido en cuanto bajaran del tren.

Pese a todos los hándicaps que Mariló Montero dice encontrarse a la hora de denunciar "a un tío por tocarme el culo", la abogada Beatriz de Vicente de Castro, colaboradora habitual de "Espejo Público", la anima a hacerlo y recuerda que no se trata de un asunto baladí: "Está penado. Le pueden caer varios meses o un año de prisión, y una multa considerable. Además, se puede considerar su inclusión en una lista de agresores sexuales en la que podría estar hasta treinta años. No es ninguna tontería. Hay que denunciar".

Comentarios