miércoles 11.12.2019

La producción de aceite caerá un 60 % por falta de lluvias en Castilla-La Mancha

Por otra parte, UPA avanza que se manifestará en septiembre si no mejoran los precios del aceite de oliva

UPA se manifestará en septiembre si no mejoran los precios del aceite de oliva
UPA se manifestará en septiembre si no mejoran los precios del aceite de oliva

La producción de aceite de oliva en España se reducirá en cerca de un 40 % durante la próxima campaña debido a la falta de lluvias, un descenso que será del 60 por ciento en Castilla-La Mancha, según las estimaciones de Cooperativas Agro-alimentarias.

La próxima campaña, que abarcará de octubre de 2019 a septiembre de 2020, estará marcada de acuerdo con estas previsiones por un descenso de la producción que contrasta con la situación actual, con niveles sensiblemente superiores a la media habitual, en el entorno de 1,78 millones de toneladas.

"Aunque se trata de unos cálculos muy provisionales, todo apunta a que la producción en Andalucía será al menos un 40 % inferior a la de la campaña pasada, ya que hay muchas zonas donde se verá seriamente comprometida por la ausencia de precipitaciones", ha explicado en un comunicado el presidente del consejo sectorial de aceite de oliva de Cooperativas, Rafael Sánchez de Puerta.

Además de Andalucía, la comunidad líder al concentrar cerca del 80 % de toda la producción, también se espera una caída en Castilla-La Mancha.

"Después del récord alcanzado en la región este año, con 182.000 toneladas, se prevé una disminución de su cosecha del entorno al 60 %", han apuntado estas mismas fuentes, que han advertido de la situación "dramática" que vive por ejemplo la provincia de Toledo por la falta de lluvia.

Similar panorama se dibuja en la tercera región productora de España, Extremadura, donde "tras dos campañas superando las 73.000 toneladas se espera un significativo descenso en las producciones que podría ser de un 20 %".

En el extremo contrario se coloca Murcia, cuyas previsiones pasan por un incremento significativo de la producción, y que se suma a las mejoras que estiman en Cataluña, Comunidad Valenciana, Aragón y Navarra.

Los responsables de Cooperativa han recordado que los datos y proyecciones de la Agencia Española de Meteorología (AEMET) confirman que este año en España las temperaturas están por encima de la media y el nivel de precipitaciones acumuladas se encuentran en torno al 50-60 % de los valores medios.

Pese a la previsible caída de la producción, Rafael Sánchez de Puerta ha incidido en que "las elevadas existencias con las que se concluirá esta campaña serán claves para contar con unas disponibilidades suficientes que permitan abastecer los mercados" durante la próxima campaña.

En este contexto, Cooperativas ha propuesto que se active un mecanismo de autorregulación voluntario que permita almacenar temporalmente parte del aceite producido esta campaña para reducir la oferta e intentar contribuir a mejorar los precios, iniciativa que el Gobierno español ya ha trasladado a la Comisión Europea.

UPA SE MANIFESTARÁ EN SEPTIEMBRE

Por otra parte, la Unión de Pequeños agricultores y Ganaderos (UPA) de Castilla-La Mancha acudirá a la manifestación convocada en Madrid para el próximo mes de septiembre por la UPA federal si la situación general y de precios del aceite de oliva en la región no mejora de manera sustancial.

Así lo ha indicado a la Agencia Efe el secretario general de UPA de Castilla-La Mancha, Julián Morcillo, que ha recordado que la organización agraria ya ha realizado varias concentraciones como la que ha tenido lugar este miércoles en el mercadillo de Talavera de la Reina (Toledo), con una degustación reivindicativa en la que han participado "unas mil personas", según ha confirmado.

"Hemos denunciado la situación de los precios con una bajada del 31 por ciento", ha señalado Morcillo, que junto a los compañeros de UPA han trasladado esta queja a agricultores, cooperativas y a los ciudadanos de Talavera; una protesta "que ha sido apoyada por todos los grupos políticos municipales" así como por la propia Diputación y por el sindicato UGT.

El secretario regional ha pedido a la Consejería de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural avanzar en medidas "para la autorregulación del sector, así como para el control de la calidad y el etiquetado del aceite" y ha explicado que el objetivo de la manifestación de septiembre será dar visibilidad al problema que atraviesa el olivar tradicional, que con los precios actuales no cubre los costes de producción.

En un comunicado, UPA ha insistido en la necesidad de que por parte de la Comisión Europea se apruebe de manera urgente la medida de almacenamiento voluntario, así como que se avance en la reglamentación comunitaria en medidas de almacenamiento obligatorio con una extensión de norma para este sector.

La organización agraria ha destacado que la agricultura familiar "es el sostén de los pueblos de Castilla-La Mancha" porque tal y como han remarcado "estas explotaciones familiares fijan población, mantienen la economía local y evitan el despoblamiento". 

Castilla-La Mancha es la segunda región del país productora de aceite con más de 400.000 hectáreas y unos 75.000 titulares de explotación, con una producción total en torno a 180.000 toneladas. 

Más información en vídeos 
Comentarios