jueves 27/1/22

 UGT de Castilla-La Mancha ha pedido hoy a la Delegación del Gobierno en la región que convoque de forma urgente de la Mesa de Flujos Migratorios, para evitar situaciones de explotación laboral de los trabajadores temporeros.

En una nota de prensa, UGT y la Federación de Industria, Construcción y Agro (FICA) han exigido la convocatoria inmediata de de la Mesa de Flujos Migratorios porque "las campañas agrícolas en Castilla-La Mancha se están convirtiendo en demasiadas ocasiones en dramas humanitarios intolerables" y porque "se han generalizado en ellas situaciones de explotación laboral".

Según el sindicato, en el origen de esta situación se encuentran los "recortes" que han afectado a los recursos tanto de la autoridad laboral, en está en el ámbito competencial del Gobierno de Castilla-La Mancha, como en la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, que es competencia del Gobierno de España.

También ha advertido sobre la irrupción de las empresas multiservicios en el sector agrario, que "se escapan" del ámbito de aplicación de los convenios colectivos, así como sobre los efectos de la desregulación laboral a la que se acogen algunos empresarios, lo que produce una situación "corregible pero intolerable".

En este sentido, la organización sindical ha confiado en que "no sea una frivolidad" la consideración de que la Política Agraria Común (PAC) debería tener en cuenta a los trabajadores del sector, que hizo consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural Francisco Martínez Arroyo.

Asimismo, ha abogado por que Martínez Arroyo "diseñe y exponga qué medidas va a tomar antes de la próxima campaña de vendimia y sobre todo qué iniciativas va a llevar a cabo su Gobierno como autoridad laboral".

Y ha advertido: "Desde UGT no vamos a consentir callados 'El silencio de los corderos' al que nos tienen acostumbrados en esta materia los gobiernos de España y de Castilla-La Mancha.

Comentarios