miércoles 19/1/22

Los salarios de los trabajadores bajaron un 0,9% en Castilla-La Mancha en el 2019

A nivel nacional, los salarios de los trabajadores aumentaron el 0,5 % en 2019, de forma que se modera el alza del año anterior (5,6 %), y acumulan un crecimiento del 5,7 % desde que comenzó a elaborarse esta estadística en 2007
La afiliación de trabajadores extranjeros en Castilla-La Mancha sube un 0,26% en tasta interanual, trabajadores, afiliados, empleo, industria, trabajo, fábrica, empleados, mascarilla, ipc, paro, desempleo, ERTE,
Los salarios de los trabajadores bajaron un 0,9% en Castilla-La Mancha en el 2019

Los salarios de los trabajadores han bajado en Castilla-La Mancha el 0,9 por ciento en 2019, de forma que se sitúa como una de las cinco regiones en las que se han reducido los salarios y la segunda donde más bajó, solo superada por Extremadura, donde el descenso ha sido del 1 por ciento.

A nivel nacional, los salarios de los trabajadores aumentaron el 0,5 % en 2019, de forma que se modera el alza del año anterior (5,6 %), y acumulan un crecimiento del 5,7 % desde que comenzó a elaborarse esta estadística en 2007.

El índice de precios del trabajo (IPT) que publica este miércoles el Instituto Nacional de Estadística (INE) muestra que los salarios subieron más en 2019 para las mujeres (2,2 %) que para los hombres (0,8 %).

En Castilla-La Mancha, el descenso de 2019 contrasta con el alza de los salarios de 2018, cuando aumentaron un 7,8 por ciento.

En el conjunto de España, el comportamiento salarial varía en función del tipo de contrato, de forma que los trabajadores indefinidos experimentaron un incremento salarial del 0,6 %, frente a la estabilidad de los temporales.

También afecta el tipo de jornada, ya que aquellos a tiempo completo ganaron un 0,5 % más, mientras que los empleados a tiempo parcial se mantuvieron sin cambios.

La nacionalidad también influyó en el comportamiento salarial, según los datos, que muestran que los españoles ganaron un 0,6 % más, mientras que los extranjeros percibieron un 1,4 % menos.

Por actividades económicas, los mayores aumentos salariales se dieron en la educación (4,8 %) e información y comunicaciones (3,7 %), mientras que las mayores caídas se registraron en actividades financieras y de seguros (4,7 %) y construcción (3 %).

En función de la ocupación, crecieron con más fuerza los sueldos de los trabajadores en ocupaciones elementales (2,7 %) y los de los servicios de restauración, personales, protección, vendedores y militares (2,4 %).

Los mayores descensos se registraron en los grupos de técnicos profesionales de apoyo (1,3 %) y técnicos y profesionales científicos e intelectuales (0,7 %).

Respecto al tamaño de la empresa, los salarios aumentaron un 0,7 % en las empresas de menos de 200 trabajadores, mientras que en las de más empleados el alza fue del 0,1 %.

Por antigüedad en el centro de trabajo, los mayores aumentos salariales se contabilizaron en aquellos trabajadores que llevaban entre 1 y 3 años en su empleo (2,3 %), mientras que aquellos con menos de un año registraron la mayor bajada (4,4 %).

Atendiendo a las regiones, los mayores incrementos salariales se dieron en Cantabria (2,9 %), Asturias (2,2 %) y Aragón (1,3 %), mientras que los mayores descensos se registraron en Extremadura (1 %), Castilla-La Mancha (0,9 %) y Galicia (0,7 %).

Esta estadística analiza el coste salarial pagado por los empleadores y mide la evolución temporal del precio de la mano de obra, sin estar afectada por los cambios en la calidad y cantidad del factor trabajo. 

Comentarios