martes 22.10.2019

Martínez Arroyo sitúa el agua como gran prioridad para el desarrollo y vertebración de CLM

El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural de Castilla-La Mancha marca los cuatro objetivos de su Consejería para esta legislatura: el agua, la PAC, el Programa de Desarrollo Rural y la alimentación
El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha presentado al equipo de trabajo que le acompañarán en la gestión diaria esta legislatura desde las direcciones generales
El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha presentado al equipo de trabajo que le acompañarán en la gestión diaria esta legislatura desde las direcciones generales

El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha presentado este jueves a su equipo y sus prioridades para la nueva legislatura, la principal, ha dicho, el agua, "porque lo es todo" por su capacidad para generar desarrollo y vertebrar el territorio a través de las siete cuencas hidrográficas.

Martínez Arroyo ha subrayado que situar el agua como su prioridad principal es "una declaración de intenciones" porque "trabajando en defensa del agua" se trabaja "en defensa de los intereses de los agricultores y ganaderos".

Ha añadido que además el agua es un bien público, por lo que no se debe de consentir ningún tipo de mercadeo, y se ha mostrado dispuesto a seguir trabajando con el Ministerio para la Transición Ecológica con el que, ha dicho, la Junta tiene "una excelente relación".

Martínez Arroyo se ha mostrado convencido de que, dentro de cuatro años, su departamento tendrá "resultados que ofrecer" en materia de agua.

Las otras tres prioridades del consejero son la negociación de la reforma de la Política Agraria Común (PAC), sobre la que hay que tener una posición nacional y para eso, ha dicho, es necesario que "haya un gobierno estable en Madrid".

La posición de Castilla-La Mancha, ha explicado, es "la de siempre", defender los intereses de los agricultores y ganaderos profesionales, así como favorecer el relevo generacional y dar visibilidad a la mujer en el medio rural.

La siguiente prioridad enunciada por el consejero es la elaboración de un nuevo programa de desarrollo rural, tarea que según ha dicho tendrá mucha incidencia en "la vida real" de la gente.

Ha indicado que tendrá una duración de 7 años, una dotación de 1.485 millones de euros, y la intención es ponerlo en marcha en 2022.

La cuarta prioridad de la consejería está relacionada con la Dirección General de Alimentación, de nueva creación, con la que se pretende dar una "vuelta de tuerca" y ocuparse de toda la cadena alimentaria, desde la producción a la industria agroalimentaria o la distribución.

Tras agradecer al equipo saliente su dedicación, ha presentado a sus colaboradores para estos cuatro años.

Se trata del viceconsejero de Medio Rural, Agapito Portillo; la secretaria general, Juana Velasco; el director de la Agencia del Agua, José Manuel Martín; y el director del Instituto Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario y Forestal (IRIAF), Esteban García.

Además, los directores generales de Desarrollo Rural, Juan José Fernández; Políticas Agroambientales, Silvia Nieto; Agricultura y Ganadería, Cruz Ponce; y Alimentación, Elena Escobar. 

Más información en vídeos 
Comentarios