Martes 18.09.2018

CSIF pide a Junta que no culpe a los empleados públicos de CLM del déficit

"Cuando hay desviación del déficit se debe a gastar más de lo presupuestado o hacer un mal cálculo de los ingresos, lo que de ningún modo es achacable a los empleados públicos sino a la acción de gobierno", ha lamentado el sindicato

El presidente de CSIF en Castilla-La Mancha, Julio Retamosa, en una imagen de archivo - EFE
El presidente de CSIF en Castilla-La Mancha, Julio Retamosa, en una imagen de archivo - EFE

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha pedido al Ejecutivo regional que no sitúe a los empleados públicos de Castilla-La Mancha como los "culpables" de que la región cerrase el mes de junio con un déficit del 1,07 por ciento.

El sindicato se ha pronunciado sobre este asunto después de que fuentes del Ejecutivo regional explicaran a Efe que una de las razones por las que no se ha cumplido el déficit en la región es que el Gobierno de Castilla-La Mancha abona a los empleados públicos desde el pasado mes de enero, tal como se comprometió con los sindicatos, la recuperación del 1,5 por ciento de las retribuciones que fueron suprimidas en 2012, la llamada "tasa Cospedal".

CSIF ha considerado que esta afirmación supone una "grave negligencia", ya que el Ejecutivo es el encargado de confeccionar los presupuestos autonómicos donde han de quedar registradas todas las partidas para ajustarse al objetivo de déficit, marcado para este 2018 en un 0,4 por ciento. 

"Cuando hay desviación del déficit se debe a gastar más de lo presupuestado o hacer un mal cálculo de los ingresos, lo que de ningún modo es achacable a los empleados públicos sino a la acción de gobierno", ha lamentado el sindicato. 

Para CSIF, "el fin de la 'tasa Cospedal', 1,5 por ciento en 2017 y otro 1,5 este año, no sólo ha llegado tarde sino que "no se puede hablar de recuperación después de una pérdida salarial acumulada del 16,5 por ciento desde 2012", a lo que ha añadido que el Gobierno de Castilla-La Mancha "sólo ha proyectado una pírrica subida" del 0,5 por ciento para 2019 para compensar que "se ha eliminado la rebaja del 3% a plazos". 

Ha pedido al Gobierno regional que rectifique porque "acusar a los empleados públicos supone una afirmación demasiado grave y un ejercicio de falta de reflexión y de autocrítica tras una mala gestión" que, según el sindicato, ha supuesto 488 millones de euros más de deuda para los castellano-manchegos. 

Más información en vídeos 
Comentarios