jueves 28/10/21

El Gobierno rebaja al 6,5% el crecimiento de 2021 tras un primer trimestre malo

Frente al empeoramiento del PIB, la previsión de tasa de paro media para 2021 se ha revisado 1,7 puntos a la baja, al 15,2 %, gracias a los ERTE

La vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, durante la rueda de prensa del Consejo de Ministros
La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, en una imagen de archivo en rueda de prensa

La previsible recaída económica del primer trimestre por la tercera ola de covid-19 y la tormenta Filomena, unida al retraso de los fondos europeos de recuperación, han llevado al Gobierno a corregir el crecimiento previsto para 2021 al 6,5 %, 3,3 puntos por debajo de su anterior pronóstico más optimista.

En octubre, junto con los Presupuestos Generales del Estado, el Ejecutivo presentó dos escenarios macroeconómicos para 2021: uno inercial con un crecimiento del 7,2 % y otro de plena ejecución de los fondos europeos con un avance del 9,8 %, mientras que este viernes ha expuesto un único escenario que "incorpora todos los elementos", según ha explicado en rueda de prensa la vicepresidenta segunda y ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño.

"La recuperación se retrasa un trimestre pero el saldo global se mantiene para los dos años", ha afirmado la vicepresidenta, que ha explicado que el crecimiento asociado a las inversiones del plan de recuperación, que en las anteriores previsiones se computaba en 2021, ahora se ha trasladado a 2022.

Calviño ha achacado el empeoramiento de la previsión para 2021 al efecto de la tercera ola de la pandemia y de la borrasca Filomena, que provocarán una "ligera caída de la actividad económica durante el primer trimestre", a la espera de que el Instituto Nacional de Estadística (INE) confirme la recaída a finales de abril.

La corrección de la previsión ha recogido también unas peores perspectivas de ejecución de las inversiones a financiar con fondos europeos, cuyo impacto positivo se retrasa a 2022.

Si en octubre se pensaba que las ayudas de la UE podrían sumar 2,6 puntos en el crecimiento de 2021, ahora se calcula que será inferior a 2 puntos este año y superior a 2 puntos en 2022, por el retraso de las inversiones.

En las previsiones de octubre no se incluyó un pronóstico para 2022, para el que ahora se contempla un crecimiento del 7 %, con la perspectiva de que se recupere el nivel de PIB previo a pandemia a final de año.

Para 2023 y 2024 se prevén avances del PIB del 3,5 % y el 2,1 %, respectivamente, todavía por encima del crecimiento potencial de la economía española, ha destacado Calviño.

LA PREVISIÓN DE PARO MEJORA GRACIAS A LOS ERTE

Frente al empeoramiento del PIB, la previsión de tasa de paro media para 2021 se ha revisado 1,7 puntos a la baja, al 15,2 %, debido a que la protección puesta en marcha por el Gobierno -como los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE)- ha permitido romper la relación tradicional entre contracción económica y destrucción de empleo, según la vicepresidenta.

Para el resto del horizonte de previsión se prevé un descenso progresivo del paro al 14,1 % en 2022, al 13,2 % en 2023 y al 12,7 % en 2024.

Frente a la mejora de la tasa de paro, la previsión de crecimiento del empleo se ha empeorado 1,6 puntos para 2021, hasta el 4 %, una tasa que se irá moderando al 2,7 % en 2022, al 1,1 % en 2023 y al 0,9 % en 2024.

FACTORES CLAVE A FUTURO

La evolución de la economía en los próximos trimestres estará marcada por cuatro factores que en principio tienen un sesgo positivo, según Calviño.

Se trata del proceso de vacunación, la evolución del sector exterior, el apoyo al tejido productivo para evitar un impacto estructural de la pandemia en la economía y el empleo, y el despliegue del plan de recuperación.

Comentarios