martes 07.04.2020

Castilla-La Mancha fue la región con menor ocupación hotelera en el mes de enero

No obstante, el crecimiento de la demanda extranjera apuntala el mejor mes de enero para el sector hotelero desde el año 2008 en Castilla-La Mancha
Castilla-La Mancha fue la región con menor ocupación hotelera en el mes de enero
Castilla-La Mancha fue la región con menor ocupación hotelera en el mes de enero

Castilla-La Mancha fue la comunidad autónoma con menor ocupación hotelera en enero, con un 22,7 por ciento, según los datos publicados este lunes por el Instituto Nacional de Estadística (INE), referidos a la coyuntura turística hotelera.

Según los datos del INE, Castilla-La Mancha registró en enero un total de 207.798 pernoctaciones, un 20,7 por ciento menos que en diciembre de 2019, pero un 2,2 por ciento más en comparación con el mismo mes de enero del año pasado.

En cuanto al número de viajeros, Castilla-La Mancha recibió a un total de 128.047 personas, de las que 101.433 eran residentes en España y las 26.614 restantes, extranjeras.

De este modo, Castilla-La Mancha se situó el pasado mes lejos de la media de ocupación hotelera para el conjunto del país, que se ubicó en el 46,1 por ciento, debido a la alta ocupación que registraron las Islas Canarias, que se situaron a la cabeza con un 70 por ciento de sus plazas hoteleras ocupadas, especialmente en fechas navideñas.

El podio de ocupación hotelera en enero lo completan la Comunidad de Madrid, con un 52,4 por ciento, y Ceuta, con un 46,1 por ciento. Mientras, en el otro extremo, Castilla-La Mancha, con un 22,7 por ciento, fue la comunidad autónoma que registró una menor tasa de ocupación hotelera en el primer mes del año.

El Gobierno regional ha incidido en que Castilla-La Mancha ha cerrado el mes de enero de este año superando las 200.000 pernoctaciones, lo que supone un crecimiento del 2,3 por ciento con respecto al inicio del año 2019, y en que ha superado los 128.000 viajeros, un 3,9 por ciento más que en enero del año pasado.

Este crecimiento se asienta de forma fundamental en la llegada de turistas extranjeros, que ha aumentado por encima del 19 por ciento en el comienzo del año hasta llegar a los 26.614 turistas, ha señalado la Consejería de Economía, Empresas y Empleo en una nota de prensa.

Por provincias, Toledo, con un incremento del 9,3 por ciento en viajeros, y Albacete, con una subida del 7,8 por ciento, son los territorios castellano-manchegos con mejores comportamientos en el inicio del año.

Si bien, el repunte de la demanda de turismo internacional ha sido generalizado en casi todas las provincias, con subidas notables en la llegada de viajeros extranjeros en Cuenca (26,7 por ciento), Toledo (26,3 por ciento) y Guadalajara (20,2 por ciento).

Según la Consejería, estos resultados suponen para el sector hotelero de la región "un buen comienzo" ante el reto de batir por sexto año consecutivo las cifras de llegada de viajeros, después del listón alcanzado en el año 2019 de 2,27 millones de turistas y más de 3,8 millones de pernoctaciones.

Más información en vídeos 
Comentarios