Castilla-La Mancha espera poner en producción 600.000 hectáreas de barbecho para cultivos

Planas confía en que Europa autorice la plantación en las tierras en barbecho para aumentar la producción
El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural de Castilla-La Mancha, Francisco Martínez Arroyo (2d), ha participado en el I Congreso Jurídico del Sector Agroalimentario del Colegio de Abogados de Madrid
photo_camera El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural de Castilla-La Mancha, Francisco Martínez Arroyo (2d), ha participado en el I Congreso Jurídico del Sector Agroalimentario del Colegio de Abogados de Madrid

El Gobierno de Castilla-La Mancha espera que el próximo lunes, en la reunión de ministros de Agricultura de la Unión Europea, se apruebe poder usar la superficie de barbecho de la PAC para cultivos como el girasol, ante las necesidades por la guerra de Ucrania.

Así lo ha indicado el consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, en su intervención en el I Congreso Jurídico del Sector Agroalimentario organizado por el Colegio de Abogados de Madrid, donde ha participado con una ponencia sobre el nuevo marco reglamentario derivado de la reforma de la PAC.

Según ha informado en nota de prensa la Junta, el consejero ha destacado que en la región esta superficie asciende a 600.000 hectáreas de barbecho que podrían usarse para ello en un momento tan necesario, y es que, ha insistido, "si las pusiéramos en producción", sería muy importante hacerlo en girasol, "ya que es uno de los cultivos con mayor déficit y con gran parte de barbecho aptas" para este cultivo.

Esta es una de las medidas que desde Castilla-La Mancha se ha trasladado a nivel nacional, como medida para solventar los problemas del sector derivados de la crisis bélica.

Además, se ha solicitado flexibilizar la entrada de materias primas sobre todo cereales procedentes de países terceros, eliminando los contingentes arancelarios y flexibilizar también la aplicación de los fondos de Desarrollo Rural para poder utilizarlos, por ejemplo, para realizar ayudas directas a los agricultores y ganaderos.

En otro orden de cosas, Martínez Arroyo ha informado que este viernes se abonan 34 millones de euros de pagos de la PAC (verde, básico y jóvenes), y desde que comenzó la campaña, han sido 536 millones de euros.

"Es importante que tengan liquidez" sobre todo en estos momentos difíciles en los que el titular de Agricultura ha expresado su solidaridad con el sector porque "están sacando las castañas del fuego de una sociedad que vive tiempos muy convulsos".

EL MINISTRO CONFÍA EN ELLO

Al respecto, el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha confiado este viernes en que la Comisión Europea autorizará la plantación en las tierras de barbecho de productos como el maíz, el girasol o la soja para aumentar la producción y avanzar hacia el autoabastecimiento ante la posible escasez de estos alimentos por la guerra en Ucrania, considerado el granero de Europa.

Así, en la reunión de ministros de Agricultura que tendrá lugar el próximo lunes en Bruselas se va a poner sobre la mesa un paquete de medidas que responde a otras peticiones básicas, como flexibilizar las condiciones técnicas que permitan la importación de maíz de otros países ajenos a la Unión Europea.

En este sentido, el pasado viernes la Comisión Europea autorizó este extremo, de manera que "ya hay barcos con dirección a España que permitirán tener la garantía de abastecimiento de nuestros ganaderos", ha dicho el ministro en declaraciones a los medios este viernes en Cáceres tras participar en el IV Foro participativo del sector primario sobre el Proyecto de Ley de Prevención de Pérdidas y Desperdicio Alimentario.

España también ha pedido modificar la organización común de mercados agrarios para lograr apoyos a los agricultores y ganaderos que "están pasando una mala situación por el incremento actual de los costes de producción", o el adelanto de las salidas de la PAC de octubre próximo correspondientes a 2022.

A esto se une la petición de la simplificación de las condiciones técnicas y que se pueda ampliar al barbecho y a superficie de interés ecológico el cultivo este año. "Espero que haya buenas noticias porque estamos día y noche debatiendo con otros países ya que es un tema clave para el sector primario y para España", ha concluido.

Comentarios