viernes 22/1/21

CLM convoca ayudas a organizaciones agrarias para defender a sus asociados en políticas públicas

Así consta en la resolución publicada este jueves el Diario Oficial de Castilla-La Mancha (DOCM)

La Consejería de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural ha convocado, en régimen de concurrencia competitiva, para este año 2020 ayudas a las organizaciones profesionales agrarias y a las entidades asociativas sin ánimo de lucro, para el desarrollo de la representación y defensa de sus asociados en las políticas públicas relacionadas con el sector agrario. El plazo para presentar las solicitudes será de un mes a contar desde este viernes.

Así consta en la resolución de dicha Consejería que publica este jueves el Diario Oficial de Castilla-La Mancha (DOCM) y recoge Europa Press, en la que se indica que, dotadas con una partida de 500.000 euros, la cuantía de la ayuda será la cantidad resultante del reparto proporcional del importe total asignado a cada convocatoria en función de los puntos obtenidos en el apartado cuarto punto dos de la resolución de convocatoria, con el límite de los gastos considerados como subvencionables que se hayan justificado.

No obstante, se establece como límite máximo de la cuantía de la ayuda a percibir por beneficiario el del 30% de la cuantía total de esta convocatoria.

Podrán ser beneficiarias las Organizaciones Profesionales Agrarias que sean de carácter general y de ámbito regional, que formen parte de una estructura a nivel estatal, la cual sea a su vez miembro del Comité de Organizaciones Profesionales Agrarias.

También las entidades asociativas representativas de las cooperativas agrarias de Castilla-La Mancha, sin ánimo de lucro, de ámbito regional, y que formen parte de los órganos de participación y asesoramiento de esta Consejería.

Las ayudas se destinarán a financiar gastos materiales derivados, en el ámbito de esta región desde el 1 de enero hasta el 31 de diciembre de del año natural anterior a la convocatoria de cada año, del mantenimiento adecuado de los locales de los beneficiarios: gastos de luz, agua y calefacción.

Cubrirán de igual modo los derivados del personal contratado como el salario neto, las cuotas de la Seguridad social u otros seguros sociales y retenciones del Impuesto de la Renta Personas Físicas de cada trabajador o los seguros de responsabilidad civil contratados.

Comentarios